Ads 468x60px

sábado, 29 de diciembre de 2012

Deseos y propósitos para el 2013

Es en estos momentos del año cuando solemos mirar atrás para hacer balance y poder mirar hacia delante con las pilas recargadas.

2012 para mí ha vuelto a ser un año especial, porque es el año en el que fuimos cuatro en la familia y por eso mismo un año intenso. La mayor cumplió dos años en febrero y ha sido desde entonces cuando más cambios ha vivido, cuando ha dejado de ser un bebé para ser una niña, me he pasado medio año embarazada con lo que eso supone, sus cosas buenas y malas, el último semestre ha sido una locura con las dos pero ya vamos adaptándonos y disfrutando mucho más de todos los momentos.

Afortunadamente a pesar de la situación general en mi familia no ha habido malas noticias, tal como está el panorama que te bajen el sueldo y te quiten la paga extra aunque joda mucho es algo asumible, no ha habido fallecimientos aunque mi abuela está ya en las últimas, las noticias de esta tarde me dicen que lleva tres días sedada y sin abrir los ojos, pero tiene 92 años y es ley de vida.

Así que puedo decir que el balance es positivo.

Y qué es lo que pido al 2013? Bueno, nada extraordinario...

- Que mis peques crezcan sanas y felices, no quiero lidiar con nada más allá de virus varios

- Que en mi familia no tengamos que vivir dramas a causa de una enfermedad grave

- Que llegue a fin de mes con balance positivo aunque sean diez céntimos

No pido mucho pero tampoco es poco.

Y cuáles son mis propósitos? Porque algo tendré que poner de mi parte también, no?

- Contar hasta diez antes de soltar el primer grito, hay días que no puedo más y lo pago con quien está conmigo, generalmente con las niñas y aunque lo habitual es que sean las causantes de mi estrés no es justo que se lleven ciertas broncas, he de decir también que no pegar ojo no ayuda demasiado.

- Organizar mi tiempo, no dejar algunas cosas para el último momento y hacerlas a las tres de la madrugada.

- Elaborar un plan de gastos y no saltármelo. Esto ya lo hice el mes pasado pero entre la loteria de Navidad y algún regalo con el que no contaba lo he destrozado para el día 15, espero que en enero no surjan estos imprevistos.

- No engordar. Sé que el propósito suele ser adelgazar x kilos pero ahora ni me lo planteo, me conformo con quedarme como estoy, después del segundo parto me quedé en la talla 42 y estoy más feliz que una perdiz.

- Volver a ir a la piscina un par de veces por semana. En febrero tuve que dejarlo porque me dijo la ginecóloga que nada de esfuerzos y desde entonces no he vuelto, creo que ahora que la pequeña puede estar más rato sin mí es el momento, mi espalda me lo agradecerá.

- Lo de aprender idiomas va a ser que no, pero me han cogido en un curso de creación de páginas web en el mes de enero que me apetece un montón y en el que voy a aprender muchas cosas.

- Encontrar el momento para volver a leer. Hace seis meses que no cojo un libro, supongo que entenderéis que me refiero a un libro que me interese a mí porque cuentos leo una docena al día...

- Actualizar el blog por lo menos tres veces por semana, tengo mil cosas en la cabeza que querría escribir pero cuando por fin encuentro el momento de sentarme a hacerlo se esfuman. Y por supuesto poder leerlos a vosotras más a menudo.

Dicho esto, sólo me queda desearos que el próximo año empiece mucho mejor que lo que acaba éste y que seáis muy felices.

lunes, 24 de diciembre de 2012

Felices fiestas

Hoy no me voy a enrollar y sólo me paso por aquí para desearos que paséis unos días estupendos con la gente a la que apreciáis y queréis, que os traigan muchas cosas Papá Noel, el Olentzero, los Reyes, o quien os los traiga. Un beso a todos por pasaros por aquí y hacerme el día a día más ameno.

Así que FELICES FIESTAS!!

miércoles, 19 de diciembre de 2012

Final de año y lío con los regalos

Todos los años a estas alturas estoy igual, agobiada, sin tiempo para nada, pero cada año que pasa es peor, por supuesto la maternidad me ha dado más "trabajo" pero he de reconocer que yo también me meto cada día en más fregados, con la cosa de "yo lo hago que no trabajo" acabo sin un segundo libre.

De momento me he metido en tres cursos online, afortunadamente he acabado poniéndome la pilas y sólo me queda por finiquitar uno y tengo que hacerlo antes del 24 de diciembre, osea que ya!! pero bueno, yo creo que entre mañana y pasado está acabado, por eso también he estado más ausente estos días.

También me he tenido que presentar a varias convocatorias de diversas historias y entregar diferentes papeleos que se hacen siempre a final de año, menos mal que ayer vino mi madre a quedarse con la pequeña por la mañana porque sino no sé si hubiera terminado.

Y de otros compromisos y quebraderos de cabeza diversos mejor no hablar...

Este año he decidido que habrá sólo regalos para los niños, como dice mi madre "la patria está jodida" y lo siento pero me parece una tontería volverme loca con unos regalos que en realidad no necesitamos, si alguien quiere algo que me lo diga y se lo compro a partir del 6 de Enero. Esto debe pensarlo más gente porque por lo que me dice papá los comercios están flojos flojos, como hacía mucho que no se veía.

Menos mal que los regalos de las niñas están comprados hace mucho, antes he visto el ticket y los compré el 6 de Noviembre!! y menos mal que lo hice porque no sé si no cómo estaría ahora, supongo que comprándolos en estos momentos online... De momento las niñas no piden nada en concreto, la mayor un poco sí pero se deja guiar por lo que nosotros le decimos así que sabía que no iba a haber problemas de cambio de idea en el último momento, así que todo listo.

Con lo de los regalos estoy un poco... no sé como definirlo. Yo siempre había dicho que no quería que hubiera demasiados regalos y creo que me he pasado, bueno no lo creo, es que me he pasado, pero no sé como puedo hacer para que sean menos. Compré yo todos los regalos y luego los he repartido por las casas, lo he hecho así para que luego cada uno me dé lo que crea conveniente, estar pensando qué (y sobre todo de qué precio) pedir a cada uno me resultaba demasiado engorroso, pero es que he tenido que comprar para cuatro casas, era totalmente imposible hacerlo de otra forma.

El 25 de Diciembre estaremos en casa de mis padres y llegará el Olentzero, las brujas allí se van a encontrar una cocinita que pondré a nombre de las dos aunque la pequeña tenga sólo seis meses, pero no quiero que la mayor luego diga que es suya y no se la deje (los regalos grandes prefiero que sean compartidos de momento) y tendrán regalo también en casa de mi tía, imposible e impensable decirle que ella no haga regalo, es más, ese día es su cumpleaños y le dará igual, aparecerá con sus juguetes y el regalo de ella como si no se lo hubiéramos comprado, en este caso sería más disgusto para ella que para las niñas si el Olentzero no pasara por su casa. Además allí vive la madrina de las brujas y seguro que algo les ha comprado.

El 6 de Enero estamos en nuestra casa, yo me niego a que en nuestra casa no haya regalos, es más quiero que sea donde más regalos haya porque no quiero perderme la ilusión de ese día, y claro he ido acumulando cosas como cuentos y puzzles durante el año y me encuentro ahora con demasiadas cosas. Por la tarde iremos donde mis suegros y allí hemos dejado también un regalo para cada una, otra vez imposible decir que no, porque como se lo digo a mis suegros y no a mis padres!!! Así que otro paquete más y probablemente mi cuñadísima alguna historia les habrá cogido... yo al primo de las brujas algo tengo que cogerle.

Así que echad cuentas, y ya no sólo del dinero que me he gastado (que tampoco es tanto porque he comprado todo baratito) sino de la cantidad de paquetes que van a entrar en esta casa, tendremos que pensar en salirnos...

Ufff, es así en todas las casas?? espero que me digáis que sí porque por más vueltas que le dé no sé como frenar esta locura, porque es una locura!!

lunes, 17 de diciembre de 2012

Mi wishlist de Fnac

Un año más Fnac da la oportunidad a los bloggers con más de seis meses de antiguedad de llevarse un premio, esta vez 2013€, para ello hay que elaborar una lista de deseos que no supere esta cantidad con productos de su tienda que nos gustaría regalar o que nos regalaran.

Ahí va la mía:

LG 47LM640F LED 47" Full HD Cinema 3D  749€

Energy Sistem DVD Portátil 9" USB White 98,10€

Philips SPF1208/10 8" Marco Digital 69,90€

Samsung Galaxy Note 2 Blanco 559€

Libro electrónico Fnac Touch Plus con Luz integrada 129,90€

TomTom XXL Classic Europa 23 países 139,95€

Lego: El Café del Parque 34,99

Lego: La Casa de Oliva 54,99

Peppa Pig. Ven a jugar con Peppa 5,95€

Playmobil: Zoo para Niños 42,99€

Puzzle silueta El hada 11,95€

La Cenicienta (Formato Blu-Ray) 22,99€

Total: 1919,71

No estaría mal, a que no? Pues ala, a hacer la vuestra y a ver quien tiene suerte... que soñar es gratis!!

viernes, 14 de diciembre de 2012

Quiero jugar con papá

Quiero jugar con papá. Esa es la frase que llevo oyendo todas las tardes desde hace ya unos cuantos días, y la respuesta siempre es la misma "cariño, papá está trabajando, va a llegar cuando ya estemos dormidas, estos días tiene que trabajar mucho"

Y es que papá trabaja en el comercio y parece ser que en esta época todos nos volvemos locos y no encontramos un plan mejor que ir al centro comercial, y como parece ser que las 72 horas semanales que los comercios están abiertos normalmente son pocas y a alguno todavía no le da tiempo a comprar lo que necesita hay que abrir también los días festivos. El día 8 tuvo fiesta, no va a volver a tenerla hasta el 25.

A mí las navidades por decirlo de alguna forma siempre me la han sudado, quitando cuando estudiaba que suponían dos semanas de vacaciones el resto del tiempo me han dado igual, pero desde que soy madre casi que me apetecen y sobre todo este año que la mayor ya es consciente de todo. Ahora me apetece poner el árbol con ella, hacer adornos, descubrir cada día la sorpresa del calendario de adviento, escribir la carta a los Reyes, ver las luces en la calle,... todo eso que hacen las familias estos días pero que yo tengo que hacer sola con ellas.

Porque es muy curioso que en estos tiempos que se habla de conciliación de algunos trabajadores nos olvidamos, nos olvidamos de que para que las fiestas salgan como nos gusta algunos tienen que sacrificarlas. Y ya sé que hay quien piensa que esto o genera empleo o gratifica al trabajador que dobla turnos todo un mes, y desde aquí digo que una mierda!! en primer lugar porque si trabajas en una empresa pequeña no se pueden permitir contratar a nadie extra y se tira del personal que hay, y si es grande te pagan una minucia por joderte un domingo y luego te devuelven las horas el resto del año, lo mismo luego tienes un miércoles libre en marzo y te tiene que compensar por no poder haber ido a ver la función de navidad de tus hijos.

Yo estoy acostumbrada a que las cenas de Nochebuena y Nochevieja en mi casa empiecen a las tantas porque mi madre y mi tío primero tuvieran que cerrar el bar, y por supuesto abrirlo de nuevo al día siguiente por la mañana, estoy acostumbrada a que mi padre no estuviera en alguna de las dos cenas o de las dos comidas porque tenía turno e incluso sé que yo cuando me reincorpore al trabajo voy a tener que hacerlo porque en algunos sectores tiene que haber alguien las 24 horas del día los 365 días del año, pero creo que nunca me acostumbraré a que mis hijas no vean a su padre en casi un mes, porque esta historia no termina hasta el 5 de Enero.

Yo sé que algún año no podré cenar con ellas en Nochebuena, o tal vez no pueda comer las uvas, pero habré podido adornar la casa y montar el Belén con ellas, sé que tal vez no pueda llevarlas a ver la llegada en helicóptero de los Reyes Magos pero entonces esa tarde podré llevarlas a la Cabalgata. Su padre sólo verá el momento en que abren los regalos (que no es poco) pero nunca podrá disfrutar de los días previos, a no ser que tengamos suerte con el Euromillón que intentarlo lo intentamos.

Este año he pedido a mis padres que vengan el día 5 para poder bajar más tranquilas al tumulto de gente que se formará cuando pasen los Reyes, porque ese día su padre se irá a las 9 de la mañana y llegará a la 1 de la madrugada después de abrir, cerrar y preparar las rebajas para dos días después.

Así que este post hoy se lo dedico a todos esos trabajadores que estos días están renunciando a muchas cosas para que podamos presentarnos con un regalo en estas fiestas, a esos trabajadores que están aguantando gente nerviosa y maleducada que llega con exigencias porque se le ha echado el tiempo encima y aún así tienen que sonreír a pesar de estar hasta los huevos.

Pero aunque esté un poco ploff con este tema os dejo dos vídeos que nos felicitan las fiestas de una manera que me ha parecido muy bonita, merece la pena que los veáis...



jueves, 13 de diciembre de 2012

Alta en el endocrino

Ayer llevé a la bruja mayor al endocrino. No sé si recordaréis lo de la telarquia que me asustaba hace un año pero ya está solucionado, ya le ha dado el alta, todas las pruebas salieron bien y la hinchazón de los pechos ha desaparecido.

El médico sigue siendo todo un personaje que me despidió con un "ala, te la llevas a casa, la aguantas y le das de comer" pero como esta vez yo ya estaba más tranquila me dio igual, hasta le seguí el juego, aunque la bruja no le quiso chocar las cinco después de que le dijera "me han dicho que eres la más fea de clase", en fin, que estos especialistas a cada cual es más especial.

La cita me la habían dado hacía seis meses y era la única cita importante que he tenido en mucho tiempo, pues mira que es casualidad pero justo el día anterior me llega un sms del servicio de empleo diciéndome que al día siguiente tenía que presentarme a las 12:30 para la selección de un curso.

Cuando lo leí me comían los demonios, yo que tenía pensado ir sólo con la mayor, sin prisa, pues no, allí que tuvimos que presentarnos los cuatro porque generalmente en el especialista nunca te cogen a la hora y yo tenía tan sólo hora y media de diferencia entre una cita y otra, y ya me veía dejando allí a papá con las dos mientras yo me iba a lo otro y que se volvieran a casa en autobús, pero afortunadamente sólo nos cogieron con media hora de retraso y pude dejarles en el portal antes de ir a la preselección.

Pero es que esto del servicio de empleo me toca un poco las narices, cada vez que te llega una citación de estas tienes que presentarte sino quieres tener problemas pero te avisan mediante sms de un día para otro, deben suponer que como estás en paro estás las 24 horas del día libre y disponible en tu casa. Porque resulta que yo voy bastante a casa de mis padres que está a 150km, si a mí el mensajito de marras me pilla allí me tengo que volver y por supuesto tener el móvil siempre localizado.

Habían convocado a 900 personas para un curso de 15 plazas!!! Vi a más de una mujer con niños pequeños allí y es que claro para un trabajo puedes buscar opciones de dejar a los niños con alguien pero ¿para una cosa así?  Sinceramente creo que esta forma de hacer las cosas tiene el único objetivo de quitar prestaciones y encima culpar al susodicho por no haber acudido...

Pero bueno, ya pasó, ahora no tendré ninguna cita ineludible en un año. Lo importante que la bruja está bien y que no va a haber que hacer más pruebas.

lunes, 10 de diciembre de 2012

Princesas

Siempre he pensado que no existen juguetes de niños y juguetes de niñas, que el rosa no es el color favorito de las niñas porque sí, sino que todas esas diferencias se las marcamos nosotros, y por ello siempre he procurado que las brujas no crean que deben jugar a las muñecas porque son niñas y no con una grua, pero... la sociedad por lo que veo también influye.

Uno de los primeros personajes que empezó a gustar a la bruja mayor fue Mickey (recuerdo el Mickey-sensor perfectamente), ella no diferenciaba entre Mickey y Minnie, la única diferencia entre uno y otro es un lazo, era sin duda su favorito, sin embargo más de una vez me encontré con que alguien le preguntaba "y quién es tu favorita, Minnie o Daisy?" claro, se supone que como es una niña a ella le tenían que gustar los personajes femeninos. Luego empezó la guarde, y cuando en los cumples llevaban regalitos para los compañeros había veces que los regalitos tenían dos versiones: pegatinas de Bob Esponja para los niños, pegatinas de Hello Kitty para las niñas o cuento de pintar de Donald para los niños y cuento de pintar de Daisy para las niñas. Claro que esto no creo que tuviera nada que ver con la guarde sino con los padres que lo llevaban, vamos que a mí alguien me dijo que como iba a llevar paraguas de chocolate de Kitty para todos, qué aberración!! cómo se me ocurre!!

Así que poco a poco ella se ha ido decantando por los personajes femeninos e incluso en algunas ocasiones por lo más rosa (cuando siempre le ha gustado el verde y el amarillo), a veces es tal la diferencia entre niños y niñas que se me pone en plan ministra de igualdad cuando le digo que vamos con sus amigos "y mis amigas mamá" o eso será de un nene "o de una nena", sí hija sí... Incluso si hace unos años alguien me enseñaba la carta a los Reyes que iba a escribir mi hija me le hubiera echado al cuello: una cocinita, un maletín de enfermera e incluso una lavadora!! menos mal que ha compensado con un tren...

Las princesas han ido entrando en nuestra vida sin que yo me diera cuenta y ahora ya son uno más. Al principio ella veía algo de princesas (aunque no fueran las princesas Disney) y me decía "mamá, mira una princesa" y yo no entendía muy bien porque ella asociaba eso a una princesa si en casa nunca le habíamos dicho nada de eso, incluso no teníamos cuentos de princesas, pero fuera como fuera ella ya las localiza y me dice que son muy guapas, eso sí todavía la diferencia entre princesas y hadas no la tiene muy clara y de vez en cuando me pregunta que por qué tal princesa no tiene "varita maja"

Pues estos últimos días he acabado de las princesitas hasta los mismísimos. Mi madre le compró el otro día dos puzzles, uno de princesas y otro de Rayo, por no darle los dos a la vez cogió uno y se lo trajo, pues casualmente no fue el de Rayo y si este fin de semana largo no lo ha hecho cuarenta veces no lo ha hecho ninguno, y no tengo nada en contra de ellas, es más el sábado estuvimos divirtiéndonos un rato porque "mira mamá, ésta (Cenicienta) tiene los ojos azules y el pelo amarillo como yo" y luego estuvo buscando a otra que los tuviera verdes como mamá, y fue entretenido... Pero hoy ya ha empezado a pedirme que le contara los cuentos de cada una de ella...

Y esto de los cuentos de princesas ya me gusta menos, porque aunque bien es cierto que Disney se ha actualizado un poco y hay algunas princesas más "independientes" que las clásicas como Yasmine o Mulán o incluso como Pocahontas que al final se queda compuesta y sin novio (por eso yo creo que está marginada y apenas sale en los puzzles ni dibujos) no hay cuento en el que no tenga que leer o que la susodicha no tiene madre (Bella, Cenicienta, Blancanieves), que le quieren matar o hacer alguna perrería (La bella durmiente) y sobre todo y lo que a su vez más difícil me resulta que algún príncipe nada más verla quiera casarse con ella.

Ya sé que soy rarita y todo lo que queráis, pero estar hablando a una niña que todavía no tiene tres años de novios y bodas me toca las narices, y si ya empezamos a ahondar en el tema y nos encontramos con príncipes que organizan fiestas para elegir esposa como si ellas no tuvieran nada que decir, o le salvan de la muerte y ella se lo agradece casándose con él, o que el premio al valor de un caballero sea la mano de la princesa en cuestión, prefiero ni hablar de ello.

Estaba claro que iba a llegar este momento (ya sé que luego llegará el de las Monster High, ya me lo dijo una amiga el sábado), pero no lo esperaba tan pronto y me tiene un poco descolocada, y a la pequeña le llegará mucho antes, sólo espero que sea pasajero y siga prefiriendo a Dora por muy cargante y petarda que sea, o a los Little Einstein por los que le ha dado últimamente.

viernes, 7 de diciembre de 2012

Una cajita para Navidad

Seguro que estáis pensando en los regalos de Navidad, a qué sí? Pues si tenéis alguna embarzada o mamá reciente a la que hacer un regalo Nonabox nos lo pone un poquito más fácil, porque no diréis que no es difícil en algunos casos hacer un regalo y acertar? Además en su página podéis encontrar dos ofertas especiales para estas Navidades

Como algunas ya sabréis Nonabox nos manda una cajita cada mes con productos seleccionados para nosotras y nuestros pequeños dependiendo de la etapa de la maternidad en que nos encontremos, son productos de primera calidad y para mí lo mejor de todo es que de esta manera tenemos la oportunidad de probar productos que de otra forma ni hubiéramos conocido.

La semana pasada me llegó mi Nonabox de Noviembre y como en los meses anteriores me encantó, antes de pasar a enseñárosla os digo que la mía es una genérica para bloggers por eso hay algunas cosas que me vienen mejor que otras.

1.- Discos de lactancia de Simplisse. Material ultra-absorbente de microcapas que evita las fugas. Forma contorneada que se adapta perfectamente al seno materno, por lo que no necesita pegamento. Ultrafinos y muy cómodos. Yo hace tiempo que dejé de usar discos de lactancia, no sé otra mamás pero yo no los uso durante toda la lactancia sino sólo los primeros meses, luego una vez establecida la lactancia no me parecen necesarios, aún así siempre vienen bien por si los necesito cuando empiece a usar el sacaleches, no conocía en primera persona la marca Simplisse y me han parecido de muy buena calidad, vienen cuatro unidades.

2.- Biberón Step Up de Chicco. Un biberón con tetina ancha, suave y abombada para simular lo mejor posible el sena materno, en silicona extrasuave. La peque de momento no usa biberón, pero lo guardaré porque mi intención es empezar a buscar trabajo y alguien le tendrá que dar la leche que me saque, no? Yo no entiendo mucho de biberones porque no los he usado pero me da buena impresión, me gusta que sea ancho, me parece más manejable y fácil de limpiar. El que me ha llegado a mí es el Step Up2 que dice que es de 2 a 4 meses, mi peque es un poco más mayor pero supongo que será sólo cuestión de cambiar la tetina. Si finalmente se queda sin usar me parece que voy a tener que preparar un sorteo de biberones que voy acumulando, jeje



3.- Toallitas higienizantes de Moltex. Esto sí que me viene bien para llevar en el bolso, y a quién no cuando tienes niños pequeños expertos en guarrearse con cualquier cosa. Son toallitas antibacterias que limpian sin agua y sin jabón, lo que tengo que averiguar es si se venden en este formato que es pequeño o en paquetes grandes...

4.- Colonia de Nahore. Una suave fragancia baja en alcohol muy popular entre las mamás. Tiene un aroma tan suave que además de los niños también es usada por los mayores: en definitiva una colonia para toda la familia. Esto directamente se lo ha adjudicado la bruja mayor que es una presumida y como en la guarde se echan colonia ahí la tenéis con el spray dale que te pego. La verdad es que es un aroma que a mí me gusta bastante, el típico olor a bebé que no te importa que se te quede también a ti. 




5.- Lacitos para el pelo de Nita. Complementos para el pelo para la mamá o el bebé, Nita es una marca especializada en coleteros y pincitas tanto para mujeres como para las más pequeñas. Otra cosa que ya se ha quedado la mayor, siempre que llega un paquete a casa tiene que mirar qué es para ella y aquí lo tuvo claro: los lacitos!! Tenemos no muy lejos de casa una tienda Nita y tienen cosas preciosas, no vamos muy a menudo porque es inevitable no caer en la tentación y llevarte más de una cosa, sobre todo cuando tienes dos niñas ;) bueno, y porque yo suelo llevar el pelo recogido y tienen unos coleteros chulísimos.

6.- Libro bebés de Baby Einstein. Preciosas imágenes de estos animales con sencillas frases para iniciar en el aprecio de la lectura a los más pequeños. Baby Einstein es una marca experta en el desarrollo intelectual de los más pequeños, por lo que todos sus productos resultan educativos y son perfectos para el bebé. Esto para la pequeña aunque la mayor lo quiera también. Es un librito muy mono de tapas duras con imágenes de bebés, en esta casa donde los libros y cuentos tienen un espacio privilegiado viene genial.





7.- Fular de Nice Things. Nice Things, otra de esas marcas que me parece preciosa, su estilo "romántico" me gusta un montón pero visito su tienda mucho menos de lo que me gustaría debido a las dichosas circunstancias económicas que comparto con tanta gente :-(  Tienen bolsos y vestiditos preciosos y en esta ocasión en mi cajita me ha venido un fular chulo chulo, creo que lo voy a estrenar esta misma tarde, jeje. Además que bien que de vez en cuando vengan cosas para las mamás pero no exclusivas de mamás.





8.- Vinilo del ratón Pérez de Tenvinilo. El vinilo del Ratoncito Pérez forma parte de una colección de ilustraciones originales de Tenvinilo pensadas para la decoración de habitaciones de bebés, niños y niñas. Esto directamente lo he escondido para colocarlo cuando yo lo crea conveniente porque la mayor tiene obsesión con todas las pegatinas, cromos y demás cosas que se puedan pegan en cualquier sitio y como me gusta no quiero que acabe pegado en el armario del salón y luego no lo podamos usar para un objetivo algo mejor. He visto dormitorios decorados con vinilos que quedan preciosos, lástima que nosotros con el gotelé no podamos hacerlo...

9.- Reloj de madera de Vertbaudet. Este regalo esta repe del mes pasado... para mí que los de Nonabox se han hecho un poco de lío...

10.- 1€ para donar al proyecto de microdonaciones que quieras

¿Qué os ha parecido la cajita de este mes? Chula, no? ¿Se os ocurre alguna otra cosa que añadiriáis?

martes, 4 de diciembre de 2012

¿Debo empezar con la alimentación complementaria?


La bruja pequeña cumplió 5 meses hace unos días y la semana pasada tuvimos la revisión correspondiente. Como es una niña grandota la revisión con las enfermeras distó bastante de aquella revisión hace un par de años con su hermana mayor en la que me decían que debía dejar de darle el pecho porque no engordaba, aún así hay algo a lo que sigo dando alguna vuelta y ahora os voy a comentar.

Antes de nada, la peque mide ya 70cm y pesa 7650gr, como os digo es una niña bolita, pero como en el último mes sólo ha engordado 200gr ya empezaron a decirme que igual debía empezar con las papillas de cereales… por lo menos rectificaron cuando les expliqué que después de quince días con unos mocos y unas flemas que hacían que todas las tomas las expulsara, bastante era que hubiera engordado aunque fuera poco.

Cualquiera que haya leído un poco sobre el tema sabrá que la OMS recomienda lactancia exclusiva hasta los seis meses, es decir, que antes de los seis meses ni agua, ni zumos ni ningún otro alimento que no sea leche, pero no hay consulta de pediatría en la que no recomienden (casi obliguen) a empezar con la alimentación complementaria a los cinco meses, en nuestro caso con las frutas, concretamente naranja, manzana, pera y plátano para merendar, ninguna otra fruta hasta el año.

Y yo tenía claro lo de los seis meses, pero como en otras ocasiones el hecho de que un profesional me dé otras indicaciones me hace dudar…

De momento creo que la peque no tiene ninguna necesidad de empezar con las comidas y sinceramente a mí me da una pereza tremenda, mirad que hay cantidad de madres y padres adelantando este tema pero una vez que ya he pasado por esto una vez puedo decir que la época entre los seis meses que se comienza con esto hasta el año cuando puede comer prácticamente de todo es un verdadero tostón.

Leyendo “Mi niño no me come” de Carlos González (que por cierto recomiendo totalmente) me encuentro con que las recomendaciones de la AAP (Academia americana de pediatría) son las siguientes, la criatura está lista para empezar a tomar otros alimentos cuando:

-         Es capaz de sentarse sin ayuda
-         Pierde el reflejo de extrusión
-       Muestra interés por la comida de los adultos
-        Sabe mostrar hambre y saciedad con sus gestos

Pues la peque sólo cumple uno de los requisitos y es que se abalanza sobre mi comida cuando está en mis rodillas mientras yo como, aunque también es verdad que se abalanza sobre cualquier cosa porque todo es nuevo para ella. Así que algún día de estos cuando me comía la fruta se la he acercado a la boca, con lo que ha probado un poco de mandarina (fruta que no está en la lista de mis enfermeras, mala madre que es una) y plátano. Yo se lo he acercado a la boca, en el caso del plátano lo cogía ella con sus manos y se lo llevaba a la boca y lo chupeteaba pero sólo lo chupeteaba y parecía que le gustaba.

Así que el domingo por la tarde viendo que daño no le había hecho y dejándome llevar un poco por las “recomendaciones” de las enfermeras, le aplasté bien medio plátano que había dejado su hermana, intenté dárselo con una cuchara y… va a ser que todavía no. La niña lo expulsa con la lengua, lo que se conoce como reflejo de extrusión, reflejo que tienen los bebés para no ahogarse si entrara a su boca algo por accidente y que pierden cuando están preparados para empezar a comer sólido.

Por lo que si uno esto a que todavía no la puedo sentar en la trona porque se va para los lados me confirmo a mí misma que todavía es pronto a pesar de las indicaciones "oficiales" y esperaremos un poquito más para empezar con la cuchara, eso sí que guarree con mi fruta todo lo que quiera y en un par de semanas volvemos a intentarlo.

domingo, 2 de diciembre de 2012

Preparando las fiestas

Resulta que ayer comenzó el Adviento, vaya novedad me diréis, pues para mí es algo relativamente nuevo y no es que no supiera el significado de la palabra adviento pero hasta que el año pasado no vi por primera vez un calendario de Adviento si alguien me hubiera preguntado yo le habría dicho toda feliz que dura cuarenta días, vamos como la Cuaresma pero antes de Navidad. Ya veis con esto de ser madre también aprendo cosas no relacionadas con los niños...

Hace unos días cuando compré unos juguetes en Imaginarium me regalaron un calendario de Adviento superchulo, así que el viernes lo rellené de monedas de chocolate y picotas y se lo colgué en la habitación, menuda cara de ilusión cuando lo vio al llegar de la guarde!! Le expliqué que a partir del día siguiente, cada día después de comer miraríamos cual es la sorpresa que toca y que cuando se nos acabaran las sorpresas llegaría la Navidad, iríamos a casa de los abuelos y allí llegaría el Olentzero a traerle regalos. También he de decir que con los personajes navideños tiene un lío del copón...

El viernes por la tarde como estuvimos solas las tres en casa y hubo algún momento chunguillo le estuve animando con que al día siguiente íbamos a hacer muchas cosas: abrir la primera sorpresa, poner el árbol de Navidad, ir a comprar papeles de colores para hacer estrellas, hacerlas,... así que cuando ayer sábado se despertó lo primero que me preguntó fue "Mamá, que vamos a hacer hoy?"

Por la mañana fuimos a comprar unos papeles brillantes y en cuanto terminamos de comer ya estaba impaciente por empezar, bueno, por empezar y por terminar, tardé yo más en buscar el árbol y las bolas que ella en colocarlas, yo que tenía intención de entretenernos toda la tarde con esto y resulta que para las 16h ya estaba puesto. Claro que cuando le conté esto a mis amigas lo que me dijeron fue "y qué esperabas? si es igual que tú!"

El calendario de Adviento en esta casa cumple una doble función, a saber cuanto falta para Navidad se le suma la funcion del chantaje para que coma, si ya sé... qué ya me vale y todo lo que queráis, pero si el abrir la sorpresa sirve para que se coma unos garbanzos y una mandarina bienvenido sea, a partir del 25 de diciembre buscaremos un sustituto.

Estuvimos haciendo unas estrellitas pero tengo que buscar alguna otra actividad porque es muy pequeña y de todo se cansa rápido y el invierno es muy largo, así que se aceptan sugerencias...

Quién me ha visto y quién me ve!! el año pasado el primero que pongo un árbol en casa en mi vida y éste ya buscando otras opciones, si es que las navidades son una fiesta para los niños, si no fuera por ellas a estas alturas ya estaría rallada pensando en la que nos viene encima con las familias y demás.

Vosotras seguro que habéis empezado ya también, no? ahora esta tarde a comprar unas castañas y a dar un paseíto con los gorros y bufandas puestos.

Ah, y el miércoles a buscar otro adorno para el árbol porque le he dicho que cada año vamos a poner uno nuevo ella y otro nuevo la pequeña, y ya están elegidos, vio en un catálogo dos muñequitos de nieve con luz led y ya no hay otra.

miércoles, 28 de noviembre de 2012

Lo que quiero (laboralmente hablando)

Esta mañana he ido a entregar los papeles para la fase de concurso de las oposiones que hice una semana antes de que naciera la bruja pequeña, a pesar de haber quedado en buena posición en el examen no espero gran cosa, sé que ahora en la fase de concurso me van a adelantar muchas personas porque lo que más vale son las horas trabajadas en el servicio público y en mi caso son cero patatero. Pero no me importa lo que yo quiero es estar en un buen puesto en la bolsa de empleo y que me vayan llamando.

Sé que lo normal sería decir que con 33 años y dos niñas a mi cargo quiero una estabilidad laboral, un trabajo y un sueldo fijo, pero no, precisamente por tener dos niñas a mi cargo es por lo que quiero trabajar en lo que vaya saliendo, sin compromisos, como cuando era estudiante.

Afortunadamente el papá de las brujas tiene un trabajo fijo y aunque es mileurista yo no necesito trabajar a jornada completa para poder hacer una vida normal, claro que hay cosas que me gustaría poder permitirme y no podemos pero en estos momentos mi prioridad es poder ocuparme de mis niñas.

Si yo tuviera un trabajo fijo no me habría quedado más remedio que cogerme una reducción de jornada (que ya lo intenté), por lo que para trabajar 20 horas semanales y tener que andar agobiada prefiero trabajar la mitad de los meses del año y agobiarme sólo ese tiempo.

Y es que como podéis ver soy muy poco ambiciosa en lo laboral y profesional, entiendo que haya personas a las que su trabajo les realice personalmente, a mí no, a estas alturas de mi vida lo que me realiza, lo que me hace sentir bien, feliz y plena es mi familia, evidentemente me gustaría trabajar en mi profesión que me gusta y se me da bien pero eso de "realizarme" como que no, supongo que si me dedicara a la investigación otro gallo cantaría pero pasarme unas horas metiendo tiras reactivas en botes de orina tiene su importancia para el paciente pero las que lo hacemos (entre otras muchas cosas, no os vayáis a pensar...) no matamos por ello.

También es que soy un culo inquieto y siempre lo he sido, y me siento "encerrada" enseguida en todo, como he dicho al principio mientras estudiaba trabajaba en mil cosas, algunas muy raras como contar los coches que pasaban por una carretera toda la noche, pero yo andaba feliz con mis historias y mis cuentas, y al final de mes me sacaba mi sueldo. Lógicamente ahora no voy a estar haciendo eso pero yo sólo quiero que me vayan llamando, trabajar a temporadas, con eso puedo vivir y hacerme cargo de mis peques y tan feliz, pero claro, en estos momentos hasta eso está difícil...

lunes, 26 de noviembre de 2012

Cuando uno más uno es mucho más de dos

Cuando una está embarazada de su primer hijo ni de lejos se imagina lo que le va a suponer, mil veces hemos hablado de que normalmente nos imaginamos una maternidad idílica que pocas veces (por no decir nunca) es real, pero sea como sea, independientemente de nuestro carácter y del de nuestro hijo nos amoldamos. Cuando estamos embararazadas por segunda vez ya no nos creemos las milongas que nos cuentan, ya sabemos que un hijo requiere un esfuerzo o un trabajo X, pero volvemos a cagarla en el momento que nos creemos que con dos el trabajo será 2X.

Y es que con dos niños en casa por mucho que el pequeño sea mucho más tranquilo que su predecesor, por mucho que nosotras ya estemos más relajadas, por mucho que haya cosas que ya nos den igual, el trabajo es X al cuadrado.

Si calculas que en bañar por ejemplo a cada una por separado te puede llevar diez minutos por niña, cuando tú estás sola en casa con las dos jamás son veinte. Para llevar a la mayor a la bañera tengo que ir también con la pequeña y mientras baño a una entretener a la otra, antes de sacarla tengo que llevar a la peque a la habitación y que nos espere mientras vamos nosotras, y otra vez con la peque a cuestas para secar el pelo a la mayor.

Llega el turno de la pequeña, normalmente  intento hacerlo cuando la mayor está en la guarde pero no siempre es posible, así que preparo la bañerita y llega la mayor porque quiere "ayudarme", eso sí, va al baño a por el escalón y me trae el champú, no puedo decirle que no porque me encanta ver como lava la cabecita a su hermana, es uno de esos momentos para no olvidar, pero claro, cuando terminamos hay que sumar el tiempo que tardo en recoger todo el agua que se ha extendido por el suelo y que no habría si lo hubiera hecho yo sola.

Y esto que digo de los baños sucede con todo. Yo tenía nuestra rutina ya controlada y a la nueva todavía no le he cogido el punto. Hay días de esos para no levantarse de la cama en los que cuando no está llorando una está llorando la otra cuando no las dos a la vez.

Llevo un mes que no doy a basto, se han juntado dos momentos malos de las dos y a veces me dan ganas de ponerme a llorar a mí también.

La peque hizo cinco meses el viernes, está en una fase en que tiene que estar encima continuamente, no está agusto de ninguna forma, si estamos comiendo ella en mis rodillas, si estoy jugando con la mayor ella encima de mí, si voy al baño me la tengo que llevar,... al igual que su hermana las siestas no son lo suyo, se duerme tres veces al día durante media hora pero dos de ellas es en la calle, así que tengo treinta minutos al día que puedo dedicar en exclusiva a la mayor, cuando puedo claro, porque esta tarde no me ha quedado otra que aprovecharlos para terminar de hacer la tortilla para la cena, afortunadamente la mayor estaba de buenas y se ha venido a la cocina con las pinturas y los cuentos.

La mayor está en una época de celos insoportable, pero no sólo celos hacia su hermana (que los llevamos más o menos bien), sino celos a cualquiera que se ponga a hablar conmigo ya sea su padre, su abuela o cualquiera en la calle. Estamos comiendo todos juntos y si su padre y yo estamos hablando de algo que no va con ella ya empieza, que si no quiero comer, que si me duele la boca, que si quiero caca,... cualquier escusa es buena para que dejemos la conversación. Estamos en casa de mis padres, ella tranquilamente jugando a lo que sea, me pongo a hablar con mi hermana y de repente se pone a llorar dios sabe porqué. Hasta en el parque, si me ve que me pongo a hablar con cualquier otra madre tengo que ir por narices a ver como se tira por el tobogán. Y esta situación realmente me agota, me agota y me cabrea.

Así que si juntamos las dos cosas que ya de por sí tienen lo suyo hay días que no puedo hacer nada que no sea dedicarme a ellas. Afortunadamente tengo el congelador lleno de tuppers de la abuela, menos mal...

Eso sí, no quiero asustar a las que estéis embarazadas por segunda vez, las cosas buenas, las satisfacciones también siguen un crecimiento exponencial, a los logros de una y otra hay que sumar los momentos tiernos que tienen juntas, el ver como interactúan y como se quieren, la pequeña se ríe muchísimo con la mayor, y la mayor no puede dejar de estar pendiente de la pequeña y aunque más de un mordisco ha habido el oírle decir "peque, eres mi hermana y vas conmigo a todas partes" o "peque eres la mejor del mundo" hace que a pesar de todo no me arrepienta de nada.

jueves, 22 de noviembre de 2012

Los amigos se eligen, la familia no

Este fin de semana hemos estado en Madrid con "las chicas", ha sido un fin de semana genial aunque agotador. La bruja pequeña no se ha enterado de nada pero la mayor estaba como una moto, disfrutó tanto que cuando llegamos el domingo a la noche a casa no conseguía dormirse pensando en todo lo que había hecho esos dos días.

Fue un fin de semana agotador porque fue un fin de semana pensado para los peques, por supuesto yo tenía muchas ganas de ver a mis amigas y poder habalr con ellas en persona y no por wasap, pero lo que más ganas tenía era de que las brujas disfrutaran con los niños de mis amigas porque como hablamos papá y yo a la vuelta nosotros no tenemos amigos con hijos y por lo tanto no tenemos con quien hacer estos planes.

Tengo la gran suerte de haber encontrado en la red un grupo de amigas genial a las que quiero un montón y que está ahí día a día y el poder quedar con ellas aunque sea una vez al año es un subidón de energía.

Pero claro, todo no podía ser perfecto, y el haber ido a Madrid también me ha supuesto un desencuentro, una bronca con una parte de mi familia de la que hacía tiempo que no sabía nada. Y es que cada vez que me topo con una parte de mi familia me doy cuenta de la suerte que tengo con la otra parte (y que quede claro que ambas partes son de mi familia y no de la de elpapadelasbrujas), porque la bronca con una supone que la otra se una con más fuerza para defenderme, para estar a mi lado.

Y es que como digo en el título la familia no se elige, y a veces tenemos suerte y otras no.

Pero yo soy una mujer afortunada, porque aparte de una familia maravillosa que aunque de vez en cuando nos estemos tirando de los pelos somos más piña que los Corleone y unas amigas 2.0 geniales que están siempre para lo bueno y lo malo tengo también unas amigas 1.0 a las que quiero un montón (sí, me refiero también a ti si lo estás leyendo) y creo que se merecen que se lo diga aquí públicamente, porque yo siempre he dicho que los amigos de verdad se cuentan con los dedos de una mano pero cuando son de verdad son de verdad! Una de ellas fue mamá antesdeayer y desde aquí te digo también "enhorabuena" por ese bomboncito de chocolate que has traído.

Y como es esa gente la que hace que yo sea feliz, la que sea lo que soy, hoy quería dedicar a mi gente un ratito "por escrito", porque se lo merecen (esto y mucho más).

miércoles, 14 de noviembre de 2012

Un regalo para futuras y recientes mamás

Supongo que a todas nos han hecho regalos durante nuestros embarazos y los primeros meses de vida de nuestros bebés que ya podrían haber venido con posibilidad de cambio, unas veces porque nos regalan cosas que no van en absoluto con nosotras y otras porque hay veces que les da a todos por regalar lo mismo. Quién no se ha encontrado de golpe con veinte bodis de la misma talla?? 

Así que cuando hace unos días me llegó la cajita Nonabox de octubre me pareció una idea de regalo genial. En primer lugar porque su contenido es sorpresa lo cual me encanta, en segundo lugar porque es variado y una oportunidad para probar cosas que ni sabíamos que existían y por último porque están preparadas según la etapa en la que nos encontramos por lo que prácticamente todo nos vendrá bien.

Así que os voy a enseñar lo que encontré en mi Nonabox, aunque la mía no es personalizada sino la general para bloggers

1.- Reloj puzzle de Vertbaudet. Éste ha sido el artículo estrella porque la bruja mayor está en plena época de “¿Qué hora es?”, así que nos hemos encontrado con el regalo ideal para empezar a aprender las horas, encima puzzle!! ella está encantada. De hecho íbamos a regalarle uno para Navidad, así que una cosa menos que comprar ;)


2.-Termómetro de Chicco. Esto también me ha encantado y me parece súper útil, ya sé que todas tenemos uno en casa pero nunca está de más tener otro para cuando salimos de viaje, todavía recuerdo que la primera vez que la bruja mayor tuvo fiebre estábamos en casa de los abuelos y el termómetro que tenían ellos hacía tanto tiempo que no era usado que estaba sin pila y tuvo que bajar mi padre a las tres de la madrugada a la farmacia de guardia a por uno. Así que a partir de ahora, éste siempre en la maleta.

3.- Biberón de agua de Nuk. Las tetinas anatómicas anticólico Nuk se adaptan a la boca del bebé y reducen el riesgo de cólico del bebé causados por la ingestión de aire gracias al sistema de ventilación NUK Air System. Bueno, ellos lo llaman biberón de agua pero para mí es el típico vaso de aprendizaje con tetina y dos asas que también me viene genial porque en un par de meses la bruja pequeña empezará a usarlo y otra cosa que ya no voy a tener que comprar y por cierto, me ha venido en un color que me encanta :-D


4.- Baberos desechables de Moltex. Impermeables y muy absorbentes debido a sus múltiples capas protectoras, incorporan un práctico bolsillo que evitará que los restos de comida ensucien la ropita del bebé y cualquier superficie. Práctico es un rato o no? Ecológico no demasiado pero está muy bien para usarlo en algunas ocasiones, en mi caso cuando tengamos que merendar fuera de casa, todavía no los he probado porque estamos con la lactancia materna exclusiva pero ya no queda mucho para empezar con otras cosas. Vienen diez, ya veremos lo que me duran en cuanto la mayor vea que son de Pocoyó...

5.- Calcetines de Punto Blanco. Otra de esas cosas que siempre vienen bien, por qué todo el mundo se empeña en regalarte bodis pero nadie regala calcetines?? La verdad es que son unos calcetines muy monos en color blanco así que son fáciles de poner, me han llegado en talla 0 dice que menos de 6 meses pero con esto no estoy muy de acuerdo, mi hija tiene casi cinco, es una niña muy grande y todavía le queda para poder ponérselos pero este problema está siempre en lo referente al calzado por lo menos para nosotras. Eso sí este invierno o primavera lo usaremos seguro.


6.- Cacao de guayaba de Liposan. Bien!! Algo para las mamás, que siempre somos las olvidadas cuando se trata de regalos postparto. Hidratación de larga duración con un ligero color, para que las mamás den a sus labios un toque de color y una hidratación duradera. Perfecto si tendéis a que se os resequen los labios con el frío como a mí y sobre todo si es el típico producto que compras mil veces porque se te pierde constantemente como a mí también. Tiene un olor muy rico, nunca he probado una guayaba pero si huele como este cacao me dan ganas desde luego. Ya está en el bolso ;)

7.- Aceite de masaje de Weleda. El masaje regular en la zona perineal mejora la elasticidad de la piel y es recomendable desde el octavo mes del embarazo. Esto me llega un poco tarde pero este fin de semana voy a estar con tres amigas embarazadas a las que seguro que le viene bien, si lo leéis id pensado quién lo quiere, jeje


8.- Gel expectorante de Pranarôm. Para descongestionar las vías respiratorias obstruidas. A partir de 3 meses. Con aceites esenciales de acción antiviral, antibacteriana y estimulante del sistema inmunitario. Sin mentol, eucalipto, alcanfor ni eugeniol, parabenos, PEG ni polisorbatos. Según leo en el envase se aplica 1ó 2 veces al día sobre el pecho y espalda, como aquel famoso botecito verde y azul de "mamá no puedo respirar". Mira que hemos tenido oportunidad de probarlo esta semana con la bruja pequeña que no ha dejado de toser todas las noches pero... me parecía todavía demasiado pequeña, pero este invierno volveremos a tener la oportunidad y espero que funcione de verdad ;)

9.- Un euro para donar al proyecto de microdonaciones de Nonabox que quieras.

Si la caja de septiembre me gustó ésta me ha encantado, tal vez porque los productos se adaptan mejor a lo que necesitamos en estos momentos pero se ha superado.

¿A vosotras qué os parece? ¿Hay algo que os gustaría que añadieran? ¿Os gustaría como regalo durante el embarazo o los primeros meses?

lunes, 12 de noviembre de 2012

Comparaciones

Todas las madres tienen (o tenemos) frases que repiten tantas veces que casi se nos marcan a fuego y en el caso de mi madre hay una que no sé cuantas veces habré oído "las comparaciones son odiosas", y tanto que lo son!!!

Cuando yo era cría era una buena estudiante, no voy a decir que de sobresaliente pero siempre sacaba buenas notas, todo lo desordenada y desastrosa que soy para mi casa lo he tenido siempre de ordenadita y meticulosa para las cosas del trabajo y los estudios y no me costaba ponerme con las tareas, sin embrago mi hermano era... no sé como definirlo pero pencaba todas porque no daba palo al agua, y como encima era tan pasota siempre la tenía con algún profesor que le daba por un caso perdido. Vamos, que no parecíamos hermanos. 

Pues más de una vez tuve que oír como le decían (mis padres nunca) "mira tu hermana que bien hace las cosas" "tu hermana esto, tu hermana lo otro" y os aseguro que esto no hace ninguna gracia ni al que pierde en la comparación ni al que sale ganando, yo no sé qué pasaba por su cabeza pero por la mía nada bueno, a veces me daban ganas hasta de hacer las cosas mal adrede para que no me pusieran como ejemplo, no quería parecer Doña Perfecta.

Ahora resulta que la bruja mayor tiene en la guarde una compañera con la que nos encontramos algunas mañanas cuando llegamos y cuya madre tiene la magnífica manía de decir cada vez que nos ve "Mira la bruja que bien viene sin chupete y no como tú que no hay quien te lo quite" "Mira la bruja que viene andando,a ver cuando lo haces tú..." Y sinceramente me quema. Su hija, no sé si porque siempre que la veo llega medio dormida o porque ya está acostumbrada a las tonterías de su madre, pasa olímpicamente del tema, pero la mía inmediatamente le da la espalda y me mira casi pidiéndome que la saque de ese lío en el que ella no se ha metido. Y no me gusta.

Sé que todos los padres en alguna ocasión tendemos a comparar a nuestros hijos con otros, sobre todo el primer año y sobre todo cuando es el primero, yo creo que básicamente porque estamos perdidísimos y nos gusta preguntar cuando han empezado a gatear, a andar o a masticar para "hacernos una idea", e incluso muchas veces porque tampoco tenemos mucho más tema de conversación con otros padres, pero de ahí a usar a otro niño para dejar a la altura del barro al nuestro como que no!

En este tema como en otros mil se nos olvida (o creemos que no es necesario porque son niños y no importa) ponernos en su lugar. ¿Os imagináis que la compañera de la bruja le contestara a su madre "mira la mamá de María que bien peinada va y no como tú que llevas el pelo a dos colores" o "mira como juega la mamá de María con ella, a ver si me haces tú también más caso"? A qué no? Sería una falta de respeto tremendo decirlo delante de otras personas, y por supuesto la mamá de María estaría pensando "tierra trágame, qué he hecho yo para que me metan en este lío?"

Y es que como en tantas ocasiones hacemos las cosas llevados por la inercia, por lo que es habitual y no nos paramos a pensar que los niños no sólo se enteran de todo sino que (y lo que es más grave) lo pasan mal, muy mal.

domingo, 11 de noviembre de 2012

Recetas verdes: Quiché de calabacín


Últimamente en esta casa entran un montón de calabacines, una vecina de mi madre que tiene una huerta le regala alguno casi cada día que la ve, y como ya estoy harta del pisto (que tengo hasta en el congelador) y del puré paso he estado mirando recetillas por ahí, eso sí que no sean demasiado laboriosas porque si no está dándome el turre una lo está haciendo la otra.

Así que hoy he probado a hacer un quiché de calabacín adaptándolo a las cosas que había por la nevera, a ver que os parece...

Ingredientes:

Calabacín
Cebolla
Pechuga de pavo adobada (podría ser bacon o salchichas o lo que tengáis)
Hojaldre
Huevos
Nata
Queso

Paso a paso

1.- Se pela y se pica el calabacín y la cebolla y se cocina en la sarten hasta que quede blandito

2.- Se coloca el hojaldre en un molde para el horno, hay quien usa masa quebrada pero a mí me gusta menos, se recubre de garbanzos o cualquier otra legumbre que haga peso y se hornea durante unos diez minutos

3.- En otro recipiente se mezclan tres huevos y un brick pequeño de nata líquida, cuando esté mezclado se añade la verdura pochada, la pechuga bacon o lo que hayáis elegido (o lo que tengáis a mano como suele ser mi caso) en trocitos y un poco de queso o rallado o en cuadraditos y se mezcla bien.

4.- Se retiran los garbanzos del hojaldre (y se guardan para la próxima vez, que no estamos para tirar nada) y se rellena con la mezcla anterior.

5.- Se hornea una media hora a 200ºC o hasta que veáis que ha cuajado

6.- A disfrutar!! Por supuesto esto como plato único queda genial, nosotros lo hemos acompañado de una ensalada de escarola y brotes tiernos riquísima ;-)

Ahí está la foto que ya sabéis que no es lo mío



Otra forma de que los peques coman verdura

viernes, 9 de noviembre de 2012

And the winner is... (Resultado sorteo Juguetea)

  • 18.- Mis chicos y yo
Enhorabuena, te mando un mail para que se pongan en contacto contigo.

jueves, 8 de noviembre de 2012

Participantes sorteo Juguetea

Creí que no me iba a dar tiempo porque llevo una semana como las motos, pero ahí está la lista de participantes del Sorteo con Juguetea, si hay algún error no dudéis en decírmelo. Mañana sabremos el resultado, suerte a todas y gracias por participar, nunca creí que fueráis a apuntaros tanta gente. Besos

1.- Lara
2.- mamadejulio
3.- baby chloe
4.- Anna Martínez
5.- Solomillito de rana
6.- Suu
7.- Sofía
8.- Yeya
9.- MamaEncantada
10.- sonia.bcn.__@hotmail.com
11.- Noemí
12.- JiNuVelas
13.- María Ángeles
14.- matilde
15.- Cositas de mi Martina
16.- Un saltamontes en mi cama
17.- Mariaglez
18.- Mis chicos y yo
19.- La sonrisa de mama
20.- María
21.- Isabel Gragera
22.- Jose Luis González
23.- Carmen Rosa
24.- Antonio García
25.- Maribel R
26.- myr
27.- Marta Cardoso
28.- Beatriz
29.- María Luz Cortés
30.- mamá (contra) corriente
31.- cyn
32.- marte mendez
33.- kelika
34.- Gloria Bes
35.- Eva García
36.- chicha
37.- lunara
38.- MamáLowCost
39.- moni torres mariscal
40.- Lidia Aguilar
41.- Mónica Lestón
42.- Rebk
43.- barbara.llana@gmail.com
44.- sofiaesther

viernes, 2 de noviembre de 2012

Calabapizzas


Esta semana de Halloween si algo hemos visto por ahí son calabazas, y yo que soy un poco tragona me he dicho “¿para qué voy a decorar una calabaza pudiendo comérmela?” Así que recordando algo parecido que hizo Arguiñano en una ocasión, he reinventado la “Calabapizza”, y qué es esto? os preguntaréis… Pues no es más que una especie de pizza pero con la base de calabaza, y aunque suene raro estaba buenísima. Os explico un poco…

Ingredientes:

Los típicos de cualquier pizza: tomate, orégano, queso, cebolla, aceitunas, bacon,… al gusto de cada uno

Paso a paso:

1.- Cortar rodajas finitas de calabaza, claro, para esto no sirven las típicas calabazas de Halloween sino que necesitaríamos de las alargadas, pero por otro lado son las que yo veo en todas las  fruterías.

2.- Colocamos los ingredientes encima de la calabaza como si de una pizza se tratara (primero el tomate, luego los demás ingredientes, y luego el queso, mozzarella preferentemente)

3.- Metemos al horno, a 200ºC (como podéis comprobar yo meto todo a esta temperatura) hasta que veamos que el queso está fundido, los ingredientes asados y la calabaza blandita, ya sabéis que lo de los tiempos no es lo mío, pero sí os digo que tarda menos que la masa de pizza tradicional.

Ahora es cuando os debería enseñar una foto… pues lo siento mucho pero mi cámara no anda muy bien y para enseñaros la chapuza que salió mejor no os enseño nada, pero sí os digo que lo probéis, si vuestros hijos son de probar las cosas (no como la bruja mayor) es una forma ideal para añadir un poco de verdura a su dieta.

Si he sido capaz de programar bien esta entrada cuando estéis leyéndome estaremos de viaje, ayer fue el cumple de mi mami e iremos a pasar el fin de semana a su casa, esperemos que haya comprado tarta de chocolate, jeje, porque ni para la bruja mayor ni para mí un cumpleaños es un cumpleaños si no tiene tarta de chocolate, y ya que nos ha dicho que en navidades nos hará unos huevos porque le han quitado la paga extra qué menos que una tartita, no??

Nos quedaremos hasta el lunes porque papá tiene unos días de vacaciones y quiero aprovechar a hacerme un tratamiento en el cutis que me compré en letsbonus y que ya estaba viendo que me iba a caducar, y es que después de los dos partos se me quedó la piel fatal y en este último después del verano peor todavía, así que ya veremos como salgo de allí…

Así que el martes os veo, como creo que va a hacer un fin de semana pasado por agua y tendréis que pasar bastante tiempo en casa animaros a probar mi receta y me contáis, eh!

miércoles, 31 de octubre de 2012

Yo también quiero

Yo como casi todas las que estaréis leyéndome (eso supongo) en la vida he celebrado Halloween, por celebrar no he celebrado ni Todos los Santos, si algo he celebrado estos días es el cumple de mi madre que para eso es mañana, jeje, pero he de reconocer que aunque sea una "yankilada" la fiesta me gusta, me gustan los disfraces y me gusta hacer el payaso, así que tener la oportunidad de hacerlo una vez más al año (quiero decir hacerlo sin dar el cante) me gusta.

La bruja mayor anda con mucha tos y medio afónica, pero como no calla esto último no va a mejorar fácilmente, pero aún así ha ido a la guarde esta mañana, ayer se levantó con unas décimas y se quedó en casa y resulta que estuvo toda la mañana como una moto, así que hoy ha ido porque además hacían fiesta y se iban a disfrazar de "una palabra que no se puede decir a los papás y a las mamás", jamás pensé que iba a poder guardar un secreto pero ya veis...

Cuando hemos ido esta mañana estaba todo chuísimo, desde la entrada decorada con globos de Halloween, los pasillos con brujas y calabazas,... vamos que me ha encantado, pero sobre todo me ha dado una envidia terrible, me hubiera gustado tanto estar con ella en la fiesta!!

Y vais a decir que soy una petarda, que me quejo de estar con ella todo el día y luego cuando no está quiero estar yo, pero es que es así, sé que se lo estará pasando genial y luego lo veré en fotos, pero no es lo mismo, lo que daría por verla aunque fuera por una ventanita!! y ya no digo nada de poder estar allí yo también.

Me tendré que conformar con verla salir disfrazada con sus demás compis con una cara de emoción que no cabrá en ella, qué remedio!!

lunes, 29 de octubre de 2012

Fin de semana pocho y revisión de los cuatro meses

La bruja mayor este fin de semana ha estado algo pachucha. Todo empezó el viernes cuando al venir de la guarde me dijo que no quería comer que quería dormir, me quedé alucinada y no por lo de no querer comer que es muy habitual sino porque como ya conté la semana pasada llevaba meses sin querer echar la siesta.

Al principio pensamos que simplemente estaba agotada, así que después de merendar (a regañadientes) nos fuimos al centro comercial a hacer unos recados y sobre todo porque hacía un frío que no apetecía estar en otro lado, además entramos en la juguetería para ver que es lo que vamos a escribir en la carta a los Reyes, que si por la bruja fuera media tienda, bueno, media para ella y otra media para su hermana.

Volvimos a casa sobre las nueve pensando que no iba a querer ir a dormir después de la siesta pero me volvió a decir que no quería cenar sino ir a la cama conmigo, como recalcó tanto lo de conmigo y yo la acababa de reñir en el ascensor por meter el dedo en el ojo a la pequeña pensé que sería un ataque de pelusilla, pero en diez minutos estaba dormida.

El sábado no salimos de casa en todo el día, por la mañana que aún se podía estar un poco al sol me decía que le dolía la tripa, y la verdad es que yo ya no sabía que pensar porque le dio por decírmelo en el momento en que me llamó la abuela por teléfono y quería que le hiciera caso a ella, además me pedía que le echara crema (la crema hidratante efecto placebo que sirve para todo) pero por otro lado llevaba desde el viernes con algo de diarrea, así que algo de virus también podía ser.

Así aprovechando que hoy teníamos la revisión de los cuatro meses con la pequeña el médico la ha mirado y en principio no la ve nada aunque hoy ha seguido sin comer...

Respecto a la revisión de la peque, todo correcto. Las enfermeras petardas están bastante más agradables que cuando iba con la mayor, eso o que yo voy en modo "me la pela todo" y no se molestan en soltarme tonterías, bueno hoy me han dicho que mis ratos libres podría ganarme unas perras como ama de cría y es que la peque es una niña bolita bolita, 67,5cm y 7,400kg (vamos que pesa lo mismo que su hermana con nueve meses). Aún así ya veremos si en la próxima revisión no me rallan con que le tengo que dar papilla sí o sí.

Le tocaba también vacuna. A estas edades es mucho más sencillo porque no saben lo que va a suceder y aunque es cierto que les duele igualmente no hay que luchar para que se dejen pinchar, mientras la pobre estaba tumbada en la camilla para que le pincharan la mayor le daba besos y le decía "peque, no llores que esa pupa es sin querer", así que se ha ganado un palito por buena hermana.

Ahora a esperar al próximo mes, espero no pasar por allí antes...

viernes, 26 de octubre de 2012

Aprovechando todo: empanadillas de salmón

Hace unas semanas compré un salmón de 4kg, así a lo bestia, que en mi familia somos así ;) De hecho dos días después empezó a convivir en el segundo cajón del congelador con una merluza y medio bonito que me compró mi madre, aunque ya poco queda, jeje, que comer en esta casa se come.

La cosa es que con tanta cantidad pues hay que idear recetas y ayer después de usar la espina y la cabeza para un caldito de pescado me di cuenta de que ahí había mucha chicha y como estoy en la fase "aquí no se tira nada" empecé a pensar que hacer con ello: unas croquetas, un revuelto,... mejor unas empanadillas que me encantan!!!

Busqué por la red y todas las recetas que encontraba eran con salmón ahumado que también me gusta mucho pero no era lo que yo necesitaba, así que pensé ¿con qué te gusta a ti el salmón? con champiñones y con espinacas, pues ahí está la respuesta, vamos a probar...

Ingredientes

Obleas para empanadillas
Salmón
Espinacas
Champiñones
Cebolla
Ajo

Paso a paso (de cajón)

1.- Picar la cebolla y el ajo y ponerlo a pochar en aceite de oliva
2.- Añadir los champiñones en laminas, picarlos pequeños que luego tienen que entrar en las obleas
3.- Añadir las espinacas, como yo las compro congeladas, añadí varios "cuadraditos" así tal cual
4.- Añadir el salmón desmigado, cuidado con las espinas!!!
5.- Rellenar las obleas y pintar la superficie con huevo batido (esto último es sólo para que quede bonito)
6.- Meter al horno, yo lo meto a 200ºC pero porque yo meto todo a esa temperatura hasta que veáis que están doradas (también se pueden hacer fritas pero hay que cuidar la línea, no?)
7.- Ahí está el resultado, ahora a la mesa!!


Ya véis, más fácil imposible, hasta un tróspido podría hacerlo, y de verdad ricas ricas.

Por supuesto si alguien quiere cantidades concretas y tiempos medidos que se busque otro blog porque eso no es lo mío ;)

Pasad buen fin de semana, aunque con el tiempo que nos espera me da que más de una lo aprovecharéis para andar por la cocina.






miércoles, 24 de octubre de 2012

La casa encima

Llevo una temporada un poco mala, con muy poca paciencia y enfadándome continuamente, bien es cierto que la bruja mayor está en un momento difícil pero tengo que reconocer que también es cosa mía.

Creo que he llegado a ese momento en que se me cae la casa encima. La bruja pequeña es muy pequeña, ayer hizo los cuatro meses, pero yo no llevo tan sólo cuatro meses en casa sino tres años entre la baja durante el embarazo, la baja de maternidad, la excedencia,... y esos tres años creo que empiezan a pesar.

Cuando yo decidí cogerme la excedencia de un año con la bruja mayor yo estaba muy a gusto, disfrutando del día a día con ella, pero en el mismo momento en que quise reincorporarme y me echaron algo cambió, y es que aunque la situación parezca igual es muy diferente, es muy diferente estar en casa porque tú lo has decidido que porque no te queda más remedio. Y que conste que no me arrepiento para nada de haber dedicado ese tiempo en exclusiva a mis hijas, de hecho lo volvería a hacer, ningún trabajo me va a dar la gratificacion que me ha dado verlas crecer pero a veces se me hace cuesta arriba.

Si ahora tuviera que reincorporarme a trabajar cuarenta horas a la semana con la bruja tan pequeña lo pasaría muy mal, creo que buscaría la forma de no hacerlo, pero entre esa opción y el 24 horas en casa tiene que haber algo y tengo que encontrarlo.

Cuando hace algo más de año y medio decidí prepararme las oposiciones dedicando unas horas al día a ello y dejando a la bruja mayor al cuidado de su padre me noté mucho mejor, unas horas al día en el que dejar de un lado todo lo relacionado con las niñas me ayudó a "sanear" un poco mi mente, pero eso ya acabó (por el momento), hice mis exámenes, me salieron más o menos bien y ahora a esperar.

Pero yo soy una mujer que siempre ha estado haciendo planes, que siempre ha tenido algo en mente y ahora me encuentro atorada, esta vida de estar en casa no es lo mío, lo peor de todo es que siempre lo he sabido.

Necesito hacer algo, el problema ahora es económico porque mucha gente me dirá "pues vete unas horas a hacer un curso, a pintar como hacías antes,..." sí, claro, claro que me gustaría, pero estoy en el paro, la prestación se me acaba en abril, lo último en lo que puedo pensar es en actividades que me cuesten dinero, necesito una actividad que lo genere!!

La tía J me está ayudando, ha hablado con la empresa para la que trabaja haciendo promociones para que me avisen para trabajar los fines de semana, espero que empiecen a hacerlo pronto (a ella le llaman de contínuo) porque sería estar dos días con la cabeza un poco en otra cosa, mis niñas con los abuelos o con papá también lo iban a disfrutar, y yo iba a volver con ellas con muchas más ganas y no con el cansancio que da la rutina.

Admiro a esas mujeres que han hecho de su casa y su familia su gran proyecto pero yo en estos momentos no sé si puedo...
 

Sample text

Sample Text

 
Blogger Templates