Ads 468x60px

lunes, 30 de enero de 2012

Semana 19: lo que la bruja sabe

Ayer acabó la semana 19 de mi embarazo así que si las cuentas no fallan... ya ha pasado la mitad!! no sé si es porque al final de mi primer embarazo se me hacía muy pesado y me acuerdo de eso o porque con la bruja no paro, pero se me está pasando muchísimo más rápido, como ya he dicho en otras ocasiones estas semanas en que me encuentro físicamente bien ni recuerdo que estoy embarazada.

Mucha gente me pregunta si la bruja ya sabe que va a tener un hermanito/a, no sé muy bien que contestar a esto, decírselo se lo he dicho y no evitamos hablar de ello delante de ella pero de ahí a que realmente lo sepa... si es que no llega todavía a los dos años! no sabe lo que es un hermanito.

Eso sí, hace unos meses nos pasó algo con ella con lo que aprendí que nunca jamás debo decirle nada que no quiero que sepa ni siquiera pensando que no se va a enterar. Estábamos acostadas en la cama cuando volvíamos de la calle y ella se puso a saltar, como siempre se sentó encima mío en plan caballito así que papá le dijo: "bruja, no saltes en la tripa de mamá que ahí hay un nene", la cara que puso era de no entender nada e incluso me levantó la camiseta para ver si había algo, se puso a mirarme le ombligo y a mí no se me ocurre otra cosa que decirle  que por ahí se veía el nene. La cosa quedó ahí pero días después mientras me cambiaba de ropa se acerca a mí y tocándome el ombligo me dice "nene", tal vez pensara que los ombligos se llaman nene pero yo me quedé boquiabierta viendo que se acordaba de aquello.

Muchos días le digo que va a venir a vivir con nosotros una hermanita pequeña, que la vamos a querer mucho y que le va a dar muchos mimitos a la bruja y ella me dice que sí, que va a ser un nene pequeñito, que va a dormir con ella en la cuna (nos está organizando la habitación en plan manada, ya veremos que pasa), otros días dice que va a dormir en el suelo, que el nene está en la tripa de mamá,... pero yo creo que lo dice porque se ha aprendido las cosas que le vamos diciendo, no se puede hacer ni una mínima idea de lo que va a ser.

La semana pasada estuvimos visitando a un niño de 10 días y ella lo miraba con la boca abierta, no había visto nunca un niño tan pequeñito, quería tocarlo pero por otro lado no se atrevía, yo creo que veía como un muñeco pero de verdad, y claro yo al lado del bebé la vi tan mayor!! En quince días nacerá su primo y volverá otra vez a tener contacto con un bebé pero aún así... no tiene nada que ver que aparezca un bebé al que ve muy de vez en cuando que uno que vaya a vivir con nosotras y que esté en brazos de su mamá.

Sé que los celos van a ser inevitables y que no tienen nada de malo, lo que más miedo me da es la reacción de algunas personas con la cosa de "que no se sienta desplazada"

Por lo demás yo esta semana he estado muy bien con la excepción de que ayer por la noche me dieron unos pinchazos tremendos en el vientre e incluso me asusté, afortunadamente en media hora acostada se me pasaron, no me había pasado nunca y la verdad es que era un dolor que no me dejaba ni moverme y que además me vino de golpe mientras estaba jugando con la bruja, menos mal que era domingo y estaba papá en casa que se ocupó de la peque y su cena porque como digo no podía ni moverme.

Ya sólo quedan tres semanitas para la siguiente ecografía en la que sabremos el sexo del aprendiz y entonces empezaran las discusiones con el nombre, aunque esta vez me toca elegir a mí ;)

viernes, 27 de enero de 2012

Adivinar el sexo del bebé

En cuanto una dice que está embarazada empiezan a aparecer a su alrededor un montón de pitonisos dando su predicción sobre el sexo del bebé, pero no se conforman con una sola apuesta en plan "digo que va a ser niña a ver si acierto", no, surgen todo tipo de teorías a cual más chorra y que encima algunas personas te las comentan totalmente convencidas de que es algo casi científico.

Lo peor de todo es que como sólo hay dos posibilidades muchos aciertan y luego tienes que oír cosas como "ves como mi teoría es cierta ya te dije que iba a ser una niña", no te jode o es un niño o una niña una lavadora no va ser, tenías el 50% de probabilidades de acertar!!! pero aún así siguen con lo suyo.

Como ayer estuve con una amiga que no deja de decirme estas bobadas he pensado en hacer una lista de todas las que he oído, aunque seguro que hay muchísimas más y podéis ayudarme a completarla. Eso sí he de decir que antes de saber el sexo de la bruja la mayoría apostaban por que iba a ser un niño, así que...

La más oída sin ninguna duda es la forma de la tripa, de hecho es tan común oír esto que más de una me diréis que es cierto, si la tripa es redonda es una niña si es picuda es un niño, ¿alguien sería tan amable de explicarme esta historia? porque a mí lo único que se me ocurre es que el niño vaya con la colilla tiesa haciendo en la tripa de su mamá un efecto tienda de campaña, por lo demás...

La belleza de la madre es otra que se oye mucho, en mi anterior embarazo oí infinidad de veces "estás muy guapa va a ser un niño", yo toda chula de que la gente me viera guapa pero fallar fallaron bien, eso sí si esto es cierto me gustaría saber como de guapa hubiera estado en caso de haber tenido un brujito, supongo que espectacular, jeje. Vamos, que esto no sólo no tiene ningún fundamento sino que además es bastante subjetivo... igual para otros estaba horrible, no?

Si tienes muchas nauseas y vómitos en el primer trimestre es una niña pero seguro seguro. Otra vez que dieron en el clavo, en mi primer embarazo no tuve ni un sólo día de nauseas y vomité una sola vez y fue porque sin saber que estaba embarazada me pillé la cogorza del año. Esta vez con lo fastidiada que he estado según esta teoría no sé que va a ser.

Ahora, en este embarazo he oído que voy a tener un niño porque he estado con gastroenteritis dos veces, una no sé como la pillé y ni siquiera estoy segura de haber estado embarazada en ese momento porque la cosa anda ahí-ahí, pero la segunda fue estas navidades por culpa de mi madre, así que esta teoría tiene sus lagunas. Claro, si lo que llevo es una niña hubiera actuado como una vacuna ante la amenaza vírica de su abuela, no?

Algo parecido he oído con las infecciones de orina, resulta que si tienes infección es que va a ser un niño, no sé si aquí estamos mezclando el hecho de que las infecciones de orina sean más habituales en mujeres que en hombres por tener la uretra más corta o que, pero vamos que una chorrada más.

Y sin duda, la que a mí más me ha sorprendido, el sexo del segundo hijo depende del lado de la cabeza donde el primero tenga el remolino del pelo!!! Aquí yo ya alucino, resulta que el sexo no depende de la carga cromosómica del espermatozoide fecundador si no de lo que un hijo anterior haya decidido. Entonces aquí ya enrevesando la historia yo empiezo a preguntarme: esto sirve también para hermanos sólo de madre o tiene que coincidir el padre también? y si tiene el remolino en el centro o no tiene su hermano será hermafrodita? si va a ser hijo único tiene remolino? Son tantas dudas ante semejante cuestión...

Estas son las que ahora mismo recuerdo aunque estoy segura de haber oído muchas más. Animaros y contadme que seguro que me voy a reír un rato, supongo además que dependiendo de países se oirán unas cosas u otras, no?

jueves, 26 de enero de 2012

"El kin"

Hace cosa de medio año llevamos por primera vez a la bruja al Burguer King, la verdad es que papá no había ido nunca y yo la última vez que estuve en uno creo recordar que fue en la adolescencia, pero aquel día fuimos a buscar a papá al trabajo y dando un paseo por ese centro comercial la bruja se paró en el escaparate de la sala de juegos de dicho restaurante, como estaba tan alucinada y quería entrar a jugar con los demás niños decidimos entrar a cenar y a que jugara un rato.

Aquel primer día entramos pensando en que no cenaría nada y primera equivocación, la tía se puso morada: los nuggets de pollo, las patatas, los aros de cebolla,... lo probó todo y claro luego en la sala de juegos como una moto.

Desde aquella noche hemos estado yendo una vez al mes, no sé que tendrá esa comida que la bruja se vuelve loca, si le digo que esta noche vamos a cenar al burguer king está todo el día diciéndome que "al kin, al kin, al kin", de hecho este sábado pasado que habíamos dicho de ir la muy cabrita ni comió ni merendó y fue llegar allí y devorarlo todo, su menú infantil y parte de nuestra cena. Esto lo he hablado con otros padres y debe ser de lo más común, están todos los niños tontos con estos establecimientos...

La cosa es que yo pensé que después de ir la primera vez se le olvidaría, sería una cosa más, pero para nada, si ve un anuncio en la tele lo señala, en los juguetitos que dan con el menú infantil se dedica a buscar el logo, pero lo peor de todo es que un día me señalaba "el kin" en un cromo de fútbol de mi primo y yo no la entendía hasta que vi que uno de los jugadores llevaba en la camiseta publicidad de allí, algo en lo que yo no me hubiera fijado nunca.

Cuando salen los anuncios y te lo dice si le preguntas donde está te señala que arriba, ¿arriba?, tienda. Claro, ahora lo pillo está en el piso de arriba de la tienda de papá... Para que luego me digan que los niños no se enteran de nada.

Lo bueno de esto aunque me dé un poco de vergüenza reconocerlo es que a veces lo uso como chantaje, "bruja, si no dejas que te vista no vamos a ir al kin" y cosas así que sólo funcionan el día en cuestión pero que aunque no sean muy recomendables de hacer me aprovecho y la tengo un día tranquilita ;)

¿A vuestros hijos también le gustan estos sitios? ¿soléis ir de vez en cuando?


martes, 24 de enero de 2012

Semana 18: oimos tu corazoncito

Esta semana respecto al embarazo no ha tenido mucho que contar, yo ya me encuentro bien y a veces se me olvida que estoy embarazada, muy parecido a lo que me sucedió con la bruja, con la diferencia de que tengo un tripón impresionante, no sé como voy a acabar...

Había oído que los segundos embarazos la tripa se nota mucho antes, que el cuerpo ya está "dado" y que se hace evidente bien prontito, no sé si es por eso o porque la semana pasada empecé ya a ponerme pantalones de premamá que yo ya me veo embarazadísima, y eso que ayer fui a la matrona y me pesó y en las doce semanas que habían pasado he adelgazado tres kilos!!! bueno, menos presión en los meses que me quedan, jeje.

Sin embargo a pesar de la tripa estoy mucho menos cansada que durante el primer trimestre, sigo yendo a natación, a la normal, a la que voy desde hace año y medio, este año no he querido apuntarme a natación para embarazadas porque cuando estuve yendo me pareció una pachanga y no porque la monitora lo organizara así sino porque la mayoría de las chicas que iban no estaban acostumbradas a nadar e iba todo muy lento, menos mal que el polideportivo donde se hacía me pillaba a cuarenta minutos andando y así aprovechaba para darme dos paseos... los meses anteriores había días que no podía seguir el ritmo porque con tantos vómitos y comiendo tan poco no tenía energías, yo pensaba que a medida que pasaran las semanas la cosa iría a peor sin embargo ahora estoy superbien, no me agobio si hay algo que no puedo hacer pero sigo mi ritmo muy bien. Espero poder seguir por lo menos un par de meses porque me viene genial para la espalda, alguna semana que no he podido ir lo he notado muchísimo...

Como digo ayer fuimos donde la matrona, la verdad es que no he tenido nada de suerte con la matrona que me ha tocado porque es una seca, fui a la visita únicamente porque recordaba que en esa misma visita con la bruja me puso en la tripa el aparatito para oír su latido y tenía muchas ganas de volver a sentir esa sensación. Como llevo unas semanas en que no noto nada diferente a mi cuerpo oír ese corazoncito a toda prisa me tranquilizó mucho, sé que lo más normal es que no pase nada malo pero todas las embarazadas tenemos ahí esa cosa que nos hace comernos la cabeza sin querer. Elpapadeunabruja vino conmigo y así él también pudo oírlo aunque no muy bien porque según la matrona tengo mucha grasa en el abdomen, para mandarla a la mierda, en fin... claro que me sobra peso pero vamos no creo que sea asunto suyo, no?

Ya digo que si no llega a ser porque quería oír al aprendiz no hubiera ido, porque aparte de eso sólo me pesó y me tomó la tensión, ah bueno, y me dijo cuando debía empezar con las clases de "educación maternal" a las que nisiquera tengo claro si voy a ir.

Leyendo cosas sobre los segundos embarazos también había leído que en estos se notan los movimientos del bebé bastante antes, que en el primero suele notarse sobre la semana 18 y en los segundos antes, pues yo no había notado todavía nada hasta ayer por la noche cuando estaba tranquilamente tumbada en la cama, estaba intentando dormir cuando empecé a notar como si tuviera un pececillo en mi vientre, no voy a decir que es una sensación bonita porque es como muy raro, como si alguien estuviera urgando dentro de ti, pero sí es una sensación muy especial, además claro mis recuerdos de esto eran del último mes de embarazo y no tiene nada que ver estos primeros movimientos con el terremoto de meses después.

Así que estoy muy contenta porque va todo viento en popa!! además la bruja lleva unos días de maravilla, con mucho mimos pero pocas broncas...

viernes, 20 de enero de 2012

¿Llegó el destete?

He comentado más de una vez desde que estoy embarazada que la idea de par el pecho a los dos a la vez me agobiaba bastante, sé que es posible e incluso puede ser muy bonito y sé que algunas de las mamás que andan por la blogosfera están muy felices y orgullosas llevando a cabo la llamada lactancia en tándem, pero a mí me cuesta verlo desde el lado práctico, me agobiaba que la bruja no supiera entender que su hermano pequeño tiene preferencia, que a los dos al mismo tiempo no puede ser,...

Pues parece que voy a tener una preocupación menos respecto a mi próxima maternidad, parece ser que la bruja el mismo día que cumplió los 23 meses decidió por ella misma que la teta se había acabado, sólo han pasado cuatro días pero veo difícil que vaya a dar marcha atrás.

Bueno, esto de que la teta se ha acabado es relativo, se ha acabado el chupar y el lactar pero el pedir teta no, y me explico. La bruja hacía ya bastantes meses que sólo pedía teta antes de la siesta y antes de dormirse por la noche, si alguna noche se despertaba también la pedía y se volvía a dormir inmediatamente, pero desde el lunes por la noche me pide teta, me levanta la camiseta, se agarra a ella y con el chupete puesto o bien se duerme si es la siesta o si es por la noche se relaja 5 ó 10 minutillos y me pide ir a la cuna, que como está en sidecar sólo tiene que cambiarse de lado.

La cosa es que ya la semana pasada cuando mamaba era apenas un chupito y se daba la vuelta para dormir, yo simplemente pensaba que estaría llena y no querría, pero creo que no porque aunque algún día se haya ido a la cama sin cenar no ha querido tomar. Y como tengo la gran suerte (no lo digo para daros envidia, y si lo hago que sea envidia sana) de que la bruja es una ceporra como su madre y a no ser que tenga una pesadilla o un ataque de tos no se despierta en toda la noche tampoco me ha pedido nada a media noche.

Esta mañana cuando se ha despertado un poco antes de la hora de levantarnos y se ha echado en medio de nosotros dos, me ha pedido, esta vez si que creía que iba a tomar porque ya no iba a dormirse, pero no, ha hecho lo mismo que lleva haciendo toda la semana agarrarse a mí, apoyar la cabeza en mi pecho y quedarse ahí un ratito con el chupete puesto relajadamente.

Así que si no me equivoco, la teta (en su sentido estricto) se acabó, por un lado me da un poco de pena porque eso significa que mi bebé se va haciendo mayor pero por otro lado me alegro mucho de que haya sucedido de esta forma, porque ella lo ha decidido así, sin lloros ni berrinches, de una forma natural. Ahora espero que lean esto todos esos que me decían que si no se la quitaba yo iba a estar hasta su boda chupando, así que listillos, ya veis que las cosas fluyen por si solitas y no hace falta forzar nada antes de tiempo.

Feliz fin de semana a todas!!

miércoles, 18 de enero de 2012

Odio las rebajas

Como ya os conté hace unos días necesitaba comprarme unos pantalones de premamá, todavía me valen los normales pero empiezo a estar ya un poco incómoda, aprovechando que papá esta semana trabaja de mañana y que todavía hay algo de rebajas nos fuimos a un centro comercial, y como cada vez que voy a estos sitios salgo diciendo: "odio las rebajas y todas estas tiendas"

Fui a C&A que no es una tienda que me guste demasado pero allí me había comparado los pantalones cuando estaba embarazada de la bruja así que sabía que había y que eran baratillos, porque sinceramente para unos pantalones que me voy a poner sólo unos meses paso de gastarme demasiado. Entré yo solita mientras la bruja y su papá revolvían en una juguetería, menuda ruina!! llego y sólo hay un perchero de ropa premamá y encima los únicos pantalones que me gustaban un poco no estaban de rebajas, claro un pantalón negro simple no entiende de temporadas supongo. Pero la verdad como no me apetecía dar más vueltas para un simple pantalón me lo probé y como me quedaba bien me lo llevé a su precio normal.

Como es una tienda que tiene cosas para todos, antes de pagar me pasé por la sección de niños porque sé que mucha gente compra ahí, pues o yo debo ser muy especialita o no sé comprar en estos sitios porque de verdad que no vi nada que mereciera la pena, y ya no sólo de rebajas ni siquiera para la primavera... Debe tener razón mi madre cuando de pequeña al pedirle jamón "del bueno" me decía que me había equivocado de cuna pero es que yo en este tipo de tiendas me desespero, lo mismo me pasa en el H&M, el Kiabi y otras del estilo, y eso que no he ido al Primark... y lo peor de todo es que cuando alguna mamá me enseña lo que compra ahí me gusta pero yo no sé encontrar nada, supongo que será el agobio de percheros, cosas tiradas y demás. Como un día me toque la primitiva voy a contratar un personal shopper y sólo voy a ir a tiendas en que te atienden personalmente, eso sí que es una gozada!!!

Así que luego entré en Mayoral y claro ahí me gustaba todo, y eso que es una tienda normalita, pero con todo ordenadito, las dependientas que te hacen caso porque sólo estábamos tres clientas dentro,... vamos que ya sé donde voy a pedir que le compren su regalito de cumpleaños a la bruja, y por cierto las que tenéis niños y decís que para chicos no hay cosas bonitas que sepáis que a mí me encantaron unas cuantas cosas, como estoy convencida de que el aprendiz va a ser un niño ya voy fijándome en esas cosas ;) Así que piqué y le compré un par de cosillas para la bruja al 50%, pero soy lo peor y como me encantó un vestido que había y no quedaba su talla se lo compré para el próximo invierno de la talla 3, espero que le valga porque si no habré hecho el capullo (una vez más)...

Cuando llegamos a casa me vuelvo a probar mi pantalón ya más tranquila y se lo enseño a elpapadeunabruja, me dice "te queda bien, no sé porque dices que no te convence del todo", yo mirándome en el espejo veía algo raro, la cintura elástica era muy corta, no me tapaba la tripa entera, por detrás no encajaba del todo,... y mirad si estoy gilipollas algunos días que resulta que me lo había puesto al revés!!! claro, como estos pantalones no tienen ni botones ni cremallera ni nada, lo de alante atrás. Y encima cuando le digo a papá que si no se había dado cuenta me dice que si le había parecido un poco raro que ahora me quedaba mejor, será capullo!! ni me había mirado!! y encima no lo reconoce y me dice que claro, la ropa de mujer a veces es tan rara... Dios, para matarlo!!

Por lo menos ya tengo algo para ponerme e ir más a gusto que no es plan de ir en chandal todo el día ;)

lunes, 16 de enero de 2012

Caprichos

La semana pasada a raíz de la noticia de que las muñecas monstruosas (que supongo que ya todas conocéis) se habían agotado estas navidades fui protagonista de una conversación en la que alguien me dijo que había oído que en algunos almacenes había colas de varias horas y que eso era una auténtica tontería, que si esos padres no tenían otra cosa mejor que hacer. Recuerdo que yo dije que a mí no me parece una tontería, y que si sabes que a tu hija le hace muchísima ilusión tener una por qué no ibas a hacerlo...

Luego seguí dándole vueltas y sigo pensando más o menos lo mismo, puede que sea una tontería, pero como si no hubiera hecho tonterías más grandes en mi vida... Si fui capaz de estar horas en la puerta del María Cristina para intentar ver a Keanu Reaves, cómo no voy a hacer lo mismo por mi hija?? Cómo si no hubiera gente que pasa la noche en la calle por unas entradas para un partido o un concierto!! Pues es exactamente lo mismo...

Parece que hay una especie de corriente "educativa" que dice que para que los niños no se acostumbren a tener todo hay que decirles que no a todo (y no lo digo sólo por la historia esta de las muñequitas), a todo independientemente de que podamos o no decir que sí. Esta misma persona que me comentó esto en verano me dijo que no podía dejar a la bruja hacer siempre lo que ella quisiera porque cuando volvíamos a casa del parque tenía la manía de sentarse en todos los bancos que nos pillaban de camino y lógicamente yo la dejaba, vamos a ver, la dejaba en primer lugar porque no era nada malo y en segundo lugar porque yo no tenía ninguna prisa por llegar a casa, como ya sabía lo que había salíamos de los columpios quince minutos antes, qué hubiera ganado con decirla que no?? un berrinche? una obsesión con los bancos? aquello era un juego que formaba parte de la vuelta a casa y ya está.

Hay muchas cosas que nuestros hijos pueden querer y nosotros no vamos a poder acceder, si quiere muchos juguetes y a nosotros no nos parece conveniente porque educativamente lo vemos así es lógico que no accedamos, si quiere algo que económicamente no podemos permitirnos más de lo mismo, al igual que si quiere bajar al parque un día que no para de llover,... pero decir que no simplemete porque tiene que aprender que a veces es no me parece absurdo porque ya hay suficientes veces que diremos que no porque no puede ser de otra manera.

Parece que es un delito mimar a los niños o concederles algún capricho, pero es que si no haces estas cosas con tus hijos con quien vas a hacerlo?

Todavía recuerdo la cara que puso la tía J (sí, tía J, pusiste cara de pánfila) cuando nuestro padre le dio el día de Navidad el dichoso Furby que llevaba meses pidiendo y que al igual que las muñecas monstruosas ese año estaba agotado y que mi padre para conseguir se pasó toda la mañana en el Corte Inglés haciendo fila. Recuerdo ese momento y supongo que para mi padre ver esa cara supuso una satisfacción enorme, tenía la misma sonrisa que cuando gana su equipo algo importante...

Y es que son estos momentos los que recordamos siempre, estas tonterías como que tu padre te pida un helado de tres bolas porque no te gusta el flan que viene con el menú sin que tú digas nada y sin que te enteres las que guardas en tu retina y las que te hacen la vida un poquito más feliz.

Vosotras, ¿también creéis que es malo dar esos caprichos?

sábado, 14 de enero de 2012

Semana 16 y 17: mucho mejor pero sin tiempo para nada

Hoy me he dado cuenta de que me había saltado una semana y aunque supongo que el aprendiz cuando lea esto será capaz de entender que su hermana mayor me quita todo el tiempo disponible quería dejar constancia de estos días.

Ahora ya estoy mucho mejor, una vez pasado el primer trimestre me parece increíble que lo pasara tan mal, estoy en un momento que me recuerda mucho a esta misma temporada en mi primer embarazo porque me encuentro muy bien y no noto absolutamente nada y al igual que en aquella ocasión si no fuera porque vi al pequeñín en la ecografía podría dudar de estar realmente embarazada, afortunadamente el 23 tengo visita con la matrona y si sucede como la otra vez oiré su latido y esto me tranquilizará.

He dicho que la bruja no me deja demasiado tiempo para nada pero también tengo que decir que nos echamos juntas unas siestas que a veces me da hasta vergüenza reconocer, yo siempre he sido muy dormilona pero el sueño que tengo ahora es increíble, sobre todo después de comer, así que nos echamos las dos y ha habido días que estaba anocheciendo cuando nos hemos despertado... Así que luego a la noche me cuesta un montón dormirme y claro, no paro de dar vueltas a la cabeza, a como vamos a hacer cuando seamos cuatro, como vamos a dormir, si la bruja se destetará sola para entonces,... y por supuesto cuando me duermo me despierto un montón de veces soñando cosas raras, el otro día sin ir más lejos había montado en el centro de la ciudad un hotelito ambientado en Hello Kitty, una fricada que de ser real como mucho se me llenaría de japoneses...

Ayer ya me di cuenta de que tengo un tripón importante, hasta ahora no me había dado cuenta porque como he estado fastidiada y he adelgazado me sigo poniendo mi ropa normal pero con algunas camisas se me ve embarazadísima, siempre había oído que con el segundo se nota mucho antes y ahora lo he comprobado en mis propias carnes, afortunadamente sigo sin tener mucha hambre así que no creo que haya ganado apenas nada de peso.

Esta semana aprovechando las rebajas tendré que ir a comprarme unos pantalones de premamá, tengo unos de mi anterior embarazo pero en aquella ocasión con unos me valía porque solía ir con vestidos de lana pero ahora ponerme medias todos los días me da muchísima pereza y según a donde vaya con la bruja es más incómodo, así que como digo aprovecharé si es que queda algo.

miércoles, 11 de enero de 2012

La bruja y los animales de esta Navidad

Para la bruja éstas han sido las primeras navidades en las que se ha enterado un poquito de las cosas, supongo que en unos meses se le irán olvidando pero de momento se ha emocionado con los árboles, las luces y sobre todo con los Reyes y los regalos, pero si hay algo que creo que le va a costar más olvidar son las anécdotas que ha tenido con los animales y que me las repite a su manera todos los días.

La abuela se comió a pulpo. Pulpo es la mascota de la guarde, así que os podéis imaginar lo que supone para ella, es su amigo, con el que juega todos los días, un referente en la guarde, vamos algo especial. Pues llegamos a casa de mis padres en Nochebuena y está la abuela cociendo un pulpo, ella no se hubiera enterado de nada pero a su abuelo no se le ocurre otra cosa que sacarlo y enseñárselo diciéndole que la abuela se lo va a comer, la pobre bruja le miraba alucinada pensando o bien que eso no era un pulpo o que el abuelo la estaba engañando porque cómo va comerse la abuela a su amiguito!!

Claro, luego en la mesa nadie se atrevía a nombrar al susodicho ya que en trocitos ella no lo reconocía... aún así no se ha olvidado de vez en cuando me dice "pulpo, bela, ñam ñam" y cada día explicándole que hay pulpos de comer y pulpos de jugar y que la abuela se comió uno de comer, no sé si cuela la explicación pero se queda un poco más tranquila.

El cangrejo mordió a papá la nariz. En casi todos los cuentos de la bruja aparece algún cangrejo perdido por alguna página y yo le había enseñado a imitar las pinzas de los cangrejos aunque cuando lo hacía ella parecía que estaba tocando las castañuelas... Pues en Nochebuena vi la oportunidad de que viera uno de verdad cuando me encontré en la cocina de mis padres unas nécoras, cogí una y se la fui a enseñar, ella no sé que pensaría que era eso que salió corriendo. Como no quería que le enseñara las pinzas fui donde papá con la nécora e hice como que le cogía, pues no veáis que cabreo con el bicho por morder a su papá!!!

A partir de entonces cuando ve uno en el cuento se enfada con él y me viene a "decir" toda enfurruñada que mordió a su papá en la nariz, así que ese animal de momento ya no le hace ninguna gracia...

El caballo se hizo caca. El 5 de enero bajamos a ver la cabalgata de Reyes, que por cierto cada año es más cutre, luego veo en la tele la de otras ciudades y es que alucino, pero bueno... como pasaba por enfrente de casa cuando bajamos pudimos coger sitio en primera fila. Como digo la cabalgata tenía poca leche, ver las carrozas de los Reyes empujadas por tractores es poco glamuroso, pero caballos tenía unos cuantos, allí estábamos esperando a Melchor cuando los caballos se pararon justo delante nuestro y casualmente uno se puso a hacer sus cosas, imaginad como se pusieron los niños que estaban a nuestro lado: "se ha cagaooooooooo, se ha cagaoooooooo" y la bruja diciéndome "caca, caca" y tocándose el culete. Vamos que si algo le impresionó de la cabalgata no fueron ni las carrozas, ni los reyes, ni los caramelos que tiraban (sólo cogimos tres y encima eran de publicidad) sino el caballo que se hizo cacotas.

Aún a día de hoy si alguien le menciona un caballo o cuando lo coge en alguna pieza de un puzzle donde haya un caballo lo primero que dice es "caca", y no sé porque creo que le va a durar...

sábado, 7 de enero de 2012

El mejor día de las fiestas

No es que me apasionen las navidades ni mucho menos pero tampoco las tengo manía de por sí, pero sí es cierto que a medida que han ido pasando los años las he ido viviendo de forma muy diferente.

Cuando era niña me encantaban, como a todos los niños, el día de Reyes era tan especial... era el único día del año en el que recibíamos juguetes, en aquella época los juguetes no eran un regalo muy habitual en cumpleaños ni otras fechas por lo menos en mi casa ;) recuerdo que aquella noche con los nervios apenas podía dormir, por un lado tenía que dormirme pronto porque si no lo Reyes no me dejaban nada pero por otro lado quería oírlos llegar, al final caía rendida de puro agotamiento...

En mi casa hasta que no llegó la tía J que fue cuando la cosa cambió los regalos sólo se daban el 6 de enero, eso del 25 de diciembre no se llevaba, más adelante mis padres se dieron cuenta de que era mucho mejor fecha ya que el 7 de enero empezábamos el colegio y apenas teníamos tiempo de disfrutar los juguetes nuevos, de hecho recuerdo que el día 6 mi hermano y yo por la mañana estábamos todo emocionados pero por la tarde había que empezar a preparar la mochila para el día siguiente...

Aunque como digo el de Reyes era el día más especial, la Nochebuena también tenía su encanto, nos juntábamos todos, el ambiente era diferente al del resto de días, nos quedábamos despiertos hasta mucho más tarde, cenábamos tarta, vamos que para una niña pequeña era todo un fiestón!! además solía quedarme a dormir en casa de mi tía que me hacía chocolatito caliente para desayunar ;P

A medida que fueron pasando los años la cosa cambió, las Navidades seguían siendo cojonudas porque había vacaciones y además eran unas fechas en que todos los amigos se quedaban en casa y casi todas las tardes podías quedar para algo, pero ya no era lo mismo, los Reyes ya no hacían ilusión, vamos que yo me pasaba ese día montando los juguetes nuevos de la tía J, la Nochebuena seguía teniendo su cosa pero el día bueno bueno de verdad era Nochevieja, por fin una noche en la que podía salir con mis amigas sin tener hora de llegada!! claro, teniendo en cuenta que era imposible salir antes de la 1 de la madrugada como para que me dijeran que tenía que volver a las 3... Qué bien lo pasábamos!!! nada de cotillones ni cosas de esas, en la calle toda la noche y un chocolate con churros antes de volver a casa!!

Pero claro, esto también fue cambiando, llega un año en que no necesitas que sea un día especial para salir de fiesta y en la Nochevieja lo único que ves es un tumulto de gente y una escusa para que te roben por un cubata, y pruebas un año lo de ir de cotillón y ves que eso no es para ti, y dices que no vuelves pero tampoco hay otro mejor plan al año siguiente... La cosa con tu pareja empieza a ser más "en serio" y os planteáis pasar las fiestas turnandoos con las respectivas familias... y ahí empiezan los malos rollos de las navidades, y por lo menos en mi caso empieza diciembre y ya estás deseando que llegue enero rápidamente.

Entonces llegamos a la siguiente fase y ya no somos sólo dos, sino tres (y medio) y el tema vuelve a cambiar, y yo que nunca había montado un árbol en mi casa voy a comprar uno, y por primera vez voy a una juguetería a comprar regalos, y muchos años después vuelvo a ojear los catálogos de juguetes y a emocionarme el 6 de enero, porque seamos sinceras ver esa mañana la carita de pasmados de nuestros niños cuando ven los regalos junto a sus zapatitos no tiene precio y vuelves a recordar como lo pasabas tú cuando eras una cría y te emocionas, te emocionas mucho y tonta de ti ya estás pensando en como será el próximo año cuando la peque se entere más de las cosas...

miércoles, 4 de enero de 2012

La mamitis que me va a matar

Si consideramos la mamitis como esa enfermedad en la que mamá se inflama estamos llegando ya a un momento crítico de dicha enfermedad ya que esta mamá se está inflamando tanto que en cualquier momento va a explotar, es más ya ha tenido algunos escapes leves...

Soy consciente de que para cualquier niño de la edad de la bruja su mamá es el centro de su mundo, que su mamá lo es todo pero hay días en los que me encerraría en la despensa.

Cualquiera que viera a la bruja en la calle, en el parque o en la guardería pensaría que es una niña independiente, que va a su aire, porque es una niña muy extrovertida, que juega con cualquier niño y habla con cualquiera pero siempre teniendo bien localizada a su mamá, esto en la calle es estupendo porque sé que no se va a ir con cualquiera pero en casa llega a un punto totalmente agobiante.

La gente no me cree cuando digo que no puedo ir ni a mear sin que me persiga pero es totalmente verídico, ya no sé lo que es estar sentada en el baño sin una niña abrazada a mis piernas. Los días que no va a la guarde me va persiguiendo por toda la casa con el juguete que ese día le guste, estoy en la cocina pues ella se sienta en el pasillo en frente de la puerta con sus pinturas y su cuaderno, que me voy a hacer la cama recoge sus cosas y viene a la habitación conmigo, que me voy a duchar ahí la tengo,... Y si estoy yo sola en casa lo puedo entender pero me hace esto aunque esté su padre o sus abuelos en casa!!

El domingo fuimos a comer a casa de mis suegros, cada vez que yo me levantaba de la mesa para ir a llenarme a la cocina el vaso de agua (no llegaba ni a un minuto lo que tardaba en volver) oía una vocecilla que preguntaba por mí ¿mamá? ¿mamá? Hija mía, por favor que está tu padre sentada a tu lado!!

Cuando hace unas semanas tuve que irme la noche del sábado de viaje y la bruja se quedo tan contenta con la abuela y papá pensé que la cosa estaba ya algo superada, había dormido de maravilla sin mí y yo estaba toda emocionada, pero fue todo una ilusión, si yo no estoy se amolda pero si yo estoy a 100 metros a la redonda no le vale que vaya cualquier otro a hacerle lo que sea. Y hay veces que me da igual el berrinche que vaya a montar, si es su padre el que le va a cambiar el pañal se lo va a cambiar él y punto porque en casa estamos dos y yo no puedo estar a todo, de verdad es agotador.

La semana pasada tuve una cuasi-explosión, como ya os dije hace un par de días he estado fastidiada del estómago, estaba en la cama con ella, la bruja estaba casi dormida y yo me encontraba fatal, me tuve que levantar de golpe porque noté que iba a expulsar la cena, en cuanto papá oyó que yo me había levantado y que la bruja empezaba a protestar fue donde ella, es decir que no estuvo sola en ningún momento, pues estaba yo en el baño pasándolo fatal mientras oía en el dormitorio un escándalo del copón, ella gritando como una posesa y su padre sujetándola porque se quería tirar de la cama con el saco puesto, debía estar haciendo "la niña del exorcista" porque su padre se estaba empezando a cabrear y eso que tiene mucha más paciencia que yo. Os podéis imaginar con que huevos llegué yo al dormitorio, no recuerdo ni lo que dije pero no se movió de su cuna en toda la noche... De verdad, ni enferma puedo estar!!

Lo que no entiendo es como puede estar tres horas diarias en la guardería tan feliz, porque entra escopeteada y por lo que me dicen se lo pasa bomba!!! lo guarda todo para después??

lunes, 2 de enero de 2012

15º semana: la última del año

Cada vez que me pongo a escribir estas entradas pienso en lo rápido que se me pasan las semanas, pues ya estoy de quince semanas así que si no me equivoco nos vamos acercando al cuarto mes, no??

Cuando parecía que las nauseas habían desaparecido no sé si es que han vuelto por el embarazo o que mi madre me ha pegado el virus que coge todas las navidades pero la cosa es que he pasado una semana bastante mala físicamente, entre el día que vomité todo lo que comí y los dos días en que apenas he podido comer me han dejado hecha una m, si es que todo el mundo me dice que he adelgazado!! En parte un poco mejor porque así me tendré que preocupar un poco menos del peso durante el resto del embarazo...

Soy muy golosa y lo que más me gusta de los dulces navideños son sin duda los polvorones, pues este año no he sido capaz de comprar ni uno, cada vez que los veo en el supermercado se me revuelve el estómago, he comido alguno el casa de mi madre pero nada comparado con años anteriores, de hecho mi tía me había comprado de los de "Felipe II" que no sé si los habréis probado pero para mí son los mejores del mundo y se los está comiendo la bruja, quién me iba a decir a mí que iban a aguantar todas las navidades en el armario!!!

La Nochevieja decidimos pasarla los tres en casita como ya os comenté, entre que yo no me encontraba demasiado bien y que la bruja me parece demasiado pequeña para andar con ella por la calle con este frío después de las uvas tomamos esa decisión, por la mañana habíamos ido a comprar algo de picoteo para la cena y la verdad es que con poca cosa nos sirvió porque la bruja sólo comió un poco de jamón y un paraguas de chocolate que le tenía guardado, pero estaba totalmente alterada. 

Yo pensaba que se querría ir pronto a la cama porque había echado poca siesta pero la muy cabrita aguantó hasta las 00:30 y porque le dije que yo me iba a la cama, sólo quería que le pusiéramos los programas donde había música y que bailara con ella, la que me espera en unos años como la cosa no cambie!!

El viernes en la guarde habían celebrado la "peque-nochevieja" comiendo uvas de gominola con las campanadas así que en cuanto le dije que iban a empezar hacía POMMMMM, POMMMM y cuando se acabaron enfadada porque no había más, menos mal que empezaron los cohetes y esta vez no se asustó sino que le hacían gracia y decía "otroooo, otroooo" pensando que eran globos que se explotaban.

Ahora ya queda poquito para que las fiestas acaben, y aunque pueda parecer una tocapelotas ya tengo ganas porque esta semana entre los Reyes y el comienzo de las rebajas no vamos a ver a papá más que a partir de las 21h, así que quiero mi rutina otra vez!!!
 

Sample text

Sample Text

 
Blogger Templates