Ads 468x60px

viernes, 10 de enero de 2014

Tan distintas...

Te veo con tus 18 meses jugando con las muñecas y se me cae la baba. Te veo bañándolas y dándoles sus comiditas y alucino con que hayas salido del mismo sitio que tu hermana mayor, tú tan maternal y ella tan princesa, ella que con sus casi cuatro años nunca ha jugado con ellas, tal vez un poco ahora cuando lo haces tú pero no porque le interese el juego en sí sino porque quiere jugar contigo, y tú que las abrazas fuerte fuerte como hago yo contigo.


Parece mentira que seáis hermanas y seáis tan diferentes. La gente de la calle dice que os parecéis pero quienes de verdad os conocemos sabemos lo distintas que sois.

Recuerdo el día que naciste, me costó identificarte como mi hija, llevaba nueve meses esperando otro bebé larguirucho y calvo como fue tu hermana dos años antes, y me encuentro a mi niña bolita de casi cuatro kilos con un pelazo oscuro que yo no me podía creer que tuvieras, ahora tu hermana tiene un melenón y a ti se te ha aclarado muchísimo hasta tenerlo las dos del mismo color pero tú siempre serás mi Ricitos de Oro y ella mi Cenicienta.

En este país mediterráneo donde todos los ojos claros se consideran iguales he oído tanto decir que cómo se nota que sois hermanas... pero ni en eso os parecéis tus ojos son verde aceituna como los míos y los de tu hermana como el cielo un día despejado herencia de mis abuelos, ambos profundos y embaucadores pero tan distintos...

Nada de lo que aprendí con ella me ha servido contigo, aquel bebé gordito que eras me hizo pensar que serías una niña tranquila y sin embargo como te dice tu hermana mayor "tienes el culo inquieto y no paras ni un día!" y es que ha medida que ella se va tranquilizando en sus juegos y actividades a ti parece que te han dado cuerda, aún recuerdo como llegué un día estas Navidades y estabas bailando como loca y al acercarme a darte un beso noté que tenías fiebre y el termómetro me dijo que 39ºC!!

Pensé que contigo podríamos hacer viajes tranquilos ya que tu hermana se dormía nada más arrancar el coche hasta que empezó a marearse cuando le dimos la vuelta a la silla, ya podíamos ir diez horas de viaje que ella no se inmutaba, pero contigo... ufff, eso ha sido otra historia. Que malos ratos he pasado mientras conducía y tú no dejabas de llorar, al principio paraba mil veces pensando que tendrías hambre, o frío, o yo qué sé qué, pero no, llorabas porque querías estar conmigo en brazos y eso no era posible.

Ni siquiera me han servido los "trucos" que aprendí con tu hermana a la hora de la comida, desde el primer momento tú nos has dejado claro que ibas a comer lo que estuviéramos comiendo nosotros y que las papillas y purés mejor las olvidáramos pero yo ya había aprendido a no preocuparme por eso y lo llevamos bastante bien.

Tu hermana es una niña muy lista pero muy tímida y seria, y aprende todo muy rápido porque observa todo lo que hay a su alrededor cuando pensamos que está absorta con cualquier cosa, sin embargo tú estás aprendiendo todo rápido porque te encanta imitarla, me encanta verte interactuar con tu hermana y sus amigas, eres la más pequeña con diferencia pero pareces una más, si hasta te maquillas con ellas!!

 De verdad, nunca pensé que podría estar tan enamorada de dos personas tan diferentes...


1 comentarios:

  1. Hola! Te he dado un premio, http://tizamagica.blogspot.com.es/2014/01/premio-liebster-award-otorgado-por-la.html

    ResponderEliminar

 

Sample text

Sample Text

 
Blogger Templates